Cuatro presuntos narcos, libres tras cumplir cuatro años de cárcel

Uno de ellos se encuentra ya en paradero desconocido

Cuatro presuntos narcotraficantes fueron puestos en libertad la pasada semana después de que cumplieran cuatro años de prisión preventiva, periodo máximo de privación de libertad a la espera de juicio previsto en la legislación española. Los cuatro quedaron en libertad, si bien la Audiencia Nacional les impuso diversas medidas cautelares. Uno de ellos ya se encuentra en paradero desconocido.

Más información
La Audiencia Nacional ordena la captura de seis supuestos 'narcos' que no comparecieron a juicio

Witjnants transportaba maquinaria pesada, en concreto un compresor de grandes dimensiones, en el que estaban camuflados 297 paquetes de heroína. La droga había sido cargada en Holanda e iba a ser entregada en una nave alquilada por El Chistoso en el polígono industrial de Alcalá de Henares (Madrid), desde donde sería distribuida.

El ex ministro del Interior Jaime Mayor Oreja, ante el alijo aprehendido en abril de 1999.
El ex ministro del Interior Jaime Mayor Oreja, ante el alijo aprehendido en abril de 1999.CLAUDIO ÁLVAREZ

El precedente Cetinkaya

El turco Urfi Cetinkaya, El Paralítico, el más importante jefe del tráfico de heroína, constituye el principal precedente a la puesta en libertad de cuatro presuntos narcos tras haber agotado los cuatro años de prisión preventiva. El turco fue detenido el 15 de septiembre de 1991.

Centikaya, al igual que ahora ocurre con Witjnants y los otros tres imputados, fue puesto en libertad por la Audiencia Nacional en 1995 por no haber sido posible juzgarlo en el plazo de cuatro años. El fiscal pedía entonces para él 23 años de cárcel por haber introducido 12 toneladas de heroína.

El juicio no llegó a celebrarse porque Cetinkaya huyó a su país. Detenido en Estambul en 2000, fue juzgado y condenado gracias a las pruebas aportadas por la Fiscalía Especial Antidroga española.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Regístrate gratis para seguir leyendo

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS