Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un documental retrata la excéntrica vida del héroe del 'Plus Ultra'

Ramón Franco protagoniza un reportaje de Canal de Historia

El nombre de Francisco Franco ha eclipsado al de su hermano pequeño. Pero en los años veinte era lo contrario. Mientras que el primero era feo y regordete, un mediocre oficial de colonias, Ramón era apuesto, alto y el ídolo de la época. Él y su copiloto habían llevado a cabo en 1926, antes que Charles Lindbergh, la hazaña de cruzar el Atlántico en avión a bordo del Plus Ultra. Canal de Historia (Vía Digital y principales redes de cable) estrenará en junio el documental Ramón, el otro Franco.

Aviador famoso, excéntrico y adulado en todo el mundo. Hasta Carlos Gardel cantó sus glorias en el célebre tango Franco y galán. Canal de Historia estrenará en junio Ramón, el otro Franco, la primera biografía audiovisual de un nombre legendario de la aeronáutica española. Realizado en colaboración con Assai Producciones, este trabajo de 50 minutos revive la extraordinaria y desconocida historia del hermano menor del dictador, que tuvo la destreza de silenciar su memoria.

Ramón Franco (1896-1938) destacó por su virulenta militancia republicana y su actividad anarquista. "Rebelde y oveja negra de la familia", según Anna Marqués, directora general de Canal de Historia, fue encarcelado en varias ocasiones, se enfrentó abiertamente a Alfonso XIII y a Primo de Rivera y se involucró en política, llegando a conseguir un escaño como diputado por Esquerra Republicana. En octubre de 1930, junto a otros aviadores republicanos, se apoderó de algunos aparatos con la intención de bombardear el Palacio Real. "A última hora se arrepintió porque al sobrevolar la zona vio a unos niños jugando", apunta Rafael Jaén, productor ejecutivo de Assai y director del documental.

Travesía del Atlántico

Por encima de todo fue un piloto excepcional, que logró la gesta del Plus Ultra, la primera travesía del Atlántico sur con un hidroavión, desde Palos de la Frontera hasta Buenos Aires, donde fue recibido por una multitud enfervorizada. Como colofón a una vida apasionante murió en Mallorca, en una misión de bombardeo durante la Guerra Civil. "Su muerte es aún una incógnita, aunque se ha descartado el suicidio y el sabotaje", añade el director.

En cualquier caso, su personaje sólo tiene explicación en aquella época convulsa, de entreguerras. "Aventurero, exhibicionista, poco convencional, apasionado en sus creencias y aparentemente un izquierdista libertario". Así habla de él Javier Tusell, historiador y asesor del canal temático. Un "bala perdida en su vida sentimental y en su trayectoria militar y política", añade. Y "el único Franco que aún tiene calle en Madrid". Para Manuel Vázquez Montalbán, Ramón era un excéntrico capaz de jugárselo todo a la ruleta rusa.

El documental muestra abundantes imágenes rodadas en los años veinte y docenas de fotografías digitalizadas, algunas inéditas. "Esta recopilación ha sido posible gracias al Servicio Histórico y Cultural del Ejército del Aire (SHYCEA), dirigido por el general Juan Garay, que ha facilitado muchísimo el trabajo", dice Anna Marqués, y cuenta con testimonios como el de Nicolás Franco, sobrino del biografiado.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 21 de abril de 2003