_
_
_
_
_

Condenada una empresa por despedir a una trabajadora que quería ser madre

La empresa Técnicas Modulares e Industriales de Granollers (Vallès Oriental) ha sido condenada por el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña a readmitir en las mismas condiciones a Ana María S. S., a la que despidió al enterarse de que buscaba quedarse embarazada, para lo que recurrió incluso a la fecundación in vitro.

La mujer trabajaba desde 1995 en la empresa con la categoría de oficial administrativa y a partir de enero de 2001 se sometió a un programa de fecundación in vitro. En mayo de 2001 se quedó embarazada, pero surgieron problemas y tuvo que abortar, aunque lo siguió intentando y, en diciembre del mismo año, logró un embarazo múltiple.

La empresa, explica la sentencia, tuvo noticia de la intención de la mujer de quedarse embarazada, incluso mucho antes del embarazo múltiple, y el 20 de septiembre de 2001 le envío una carta en la que le anunciaba su despido aquel mismo día. La empresa fundamentó su decisión en que la mujer "no había cumplido con las exigencias que su cargo y su responsabilidad requerían".

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_