Un informe pericial avala que la oferta de Telefónica era mejor en el concurso que Getxo otorgó a Euskaltel

Un informe pericial solicitado por el Tribunal Superior vasco constata que "la oferta de Telefónica es globalmente mejor que la de Euskaltel" en el concurso de telefonía que el Ayuntamiento de Getxo puso en marcha a comienzos de 2002. El consistorio, gobernado por el peneuvista Iñaki Zarraoa, adjudicó a Euskaltel el concurso por unos 220.000 euros. El operador dominante decidió entonces recurrir la decisión municipal al Superior.

Telefónica, que ha repetido que se están produciendo en Euskadi en el campo de las telecomunicaciones actuaciones políticas que vulneran la libre competencia, aseguró en julio pasado que la oferta de su rival en Getxo no era la mejor ni en precio ni en condiciones técnicas.

El concurso tuvo como asesor a Robotiker, firma a la que Telefónica acusó de no haber hecho una valoración integral de ambas ofertas y de mantener intereses con Euskaltel. El informe pericial, realizado por un ingeniero de telecomunicaciones, fue un encargo del magistrado que lleva el asunto. El caso está a la espera de sentencia.

Telefónica cambió su estrategia de protestas verbales por la actuación en los tribunales precisamente en julio de 2002 y a raíz del caso de Getxo. El segundo concurso que impugnó Telefónica fue, en septiembre del mismo año, el de la Diputación de Vizcaya, también ganado por Euskaltel. Este proceso se encuentra actualmente en tramitación. El valor de la adjudicación rondó los seis millones de euros.

Teléfónica intentó también la suspensión cautelar del concurso de Getxo por considerar que le puede causar graves perjuicios.

El conflicto marcará un precedente, al que se tendrán que sujetar las administraciones vascas. En el conflicto entre las dos operadoras subyace una pugna política. El Gobierno vasco es uno de los socios del operador autonómico, cuyo origen es fruto del pacto de legislatura entre PP y PNV en 1996, en el primer mandato de José María Aznar. El pasado año, Euskaltel alegó que Telefónica no podía quejarse de trato a favor cuando en el conjunto de España estaba aprovechándose de su condición de operador dominante del mercado.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Regístrate gratis para seguir leyendo

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS