Un rumor atrae a paquistaníes e indios de toda España para regularizarse

Decenas de inmigrantes paquistaníes e indios se agolparon ayer frente a la oficina de extranjeros de Valencia llegados de distintas ciudades españolas -principalmente Barcelona y Zaragoza- atraídos por un falso rumor de que en esta ciudad podrían regularizar su situación. Fuentes de la Delegación del Gobierno reconocieron ayer esta "avalancha" que comenzaron a percibir el lunes al detectar un número especialmente elevado de extranjeros de estos dos países. Este bulo ha hecho que vuelvan a formarse largas colas frente a la oficina de extranjeros meses después de que el sistema de cita previa redujera notablemente las concentraciones, aunque no la rapidez de los trámites ya que se tarda una media de tres meses en ser atendidos.

Los extranjeros que acuden a Valencia engañados solicitan tramitar el número de identificación de extranjero -un certificado necesario para abrir una cuenta bancaria o alquilar un piso- con la falsa idea de que este trámite les permitirá acogerse a un programa de regularización. Desde la Delegación del Gobierno se apuntó que es falso que en Valencia se siga una política de inmigración distinta a la estatal y comunicaron que están elaborando unos folletos dirigidos a esta población para desmentir el rumor. Además, ante el número de extranjeros que realizan estas tramitaciones ocultando su domicilio y sustituyéndolo por otro falso en Valencia, advirtieron que estas prácticas supondrán la invalidación de los procesos legales que estén gestionando.

* Este artículo apareció en la edición impresa del martes, 25 de marzo de 2003.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50