Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Leonor Watling y Sbaraglia viven una historia de amor con intriga nazi en 'Deseo'

El filme, dirigido por Gerardo Vera y con guión de Ángeles Caso, se estrena el viernes

El Madrid del estraperlo, del hambre y el lujo aislado, última cloaca y refugio de los nazis tras su derrota en 1945, es el paisaje de Deseo, una historia de amor intensa que protagonizan el argentino Leonardo Sbaraglia y la española Leonor Watling, dirigida por Gerardo Vera. 'Es la historia de un personaje que con una mano acaricia y con otra despelleja', afirma Sbaraglia, 'capaz de amar y ser tierno con una potranca de fina raza como Elvira y de llevar a sus últimas consecuencias sus ideas', explicó ayer el argentino en la presentación del filme en Madrid.

La 'potranca de fina raza' limpia la casa de Pablo Walter, joven potro argentino de ascendencia alemana, finas maneras y contactos con los nazis en plena Segunda Guerra Mundial en Madrid, un fascista que Ángeles Caso, guionista debutante, ha querido trazar desde el antiestereotipo: 'Para Pablo la defensa de sus valores es algo positivo y su amor por Elvira se convierte en un deseo de conquista. Sabe que si es capaz de conquistar a esa mujer podrá conquistar el mundo', asegura Sbaraglia.

Pero es tarea difícil. Porque esa mujer, que se deja seducir por su biblioteca, por sus discos -con Wagner y Tristán e Isolda, sobre todo-, por sus maneras de ser tierno, sensible y, también, por sus apariciones envuelto en una toalla por la casa, viene del hielo de la derrota, sueña con el momento en que los franquistas fusilaron a su padre, espera a su marido pianista (Ernesto Alterio), encerrado en Carabanchel, y cuida de una madre (Rosa María Sardá) a quien el dolor ha convertido en un vegetal. 'Le cuesta mucho aceptar que está enamorada de ese hombre', asegura Watling. 'Pero se va rompiendo por dentro, se resiste con uñas y dientes, le molesta, sabe que está mal, pero...'.

En medio, también pululan dos damas del cine y el teatro argentino. Cecilia Roth, con un papel de mujer fatal, y Norma Aleandro, con una corta aparición como madre del personaje de Sbaraglia, que bucea en los peores instintos de la derecha argentina: 'Representa a la derecha y las clases altas que vieron bien ya en el siglo pasado la conquista del desierto que realizó el general Roca y que consistió en aniquilar a millones de indígenas, que se negaban a dejarse afrancesar', cuenta Sbaraglia.

Para el actor, la película será controvertida en Argentina: 'Cuenta una época desconocida allí y aquí en España, en la que los nazis dieron dinero a Perón para que llegara al poder. Eso, en un país en el que tanto él como Evita todavía están mitificados y en el que gobiernan los peronistas, puede molestar a algunos y aliviar a muchos', asegura el actor, que todavía luce patilla larga y racial porque termina estos días el rodaje de Carmen, a las órdenes de Vicente Aranda y con Paz Vega de coprotagonista. 'Don José es un personaje diferente a Pablo, se entrega, se deja llevar por el torbellino de esa mujer increíble que es Carmen', concluye el actor.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 22 de octubre de 2002