Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Supremo estudia si una juez debe abstenerse en el 'caso Batasuna'

La Sala Especial del Tribunal Supremo tiene previsto estudiar hoy la petición de los representantes legales de Batasuna para que la magistrada Milagros Calvo se abstenga de intervenir en el proceso sobre la ilegalización de esta formación política. Si no accediera a inhibirse en el caso la propia juez, a la que Batasuna considera implicada con interés 'directo o indirecto' en la causa, iniciaría los trámites de recusación.

Batasuna ha solicitado a Calvo que se abstenga de intervenir porque participó en una conferencia de prensa de la Asociación Profesional de la Magistratura (APM), a la que pertenece, junto al presidente de la misma, José Manuel Suárez Robledano. El presidente habló en ese acto del proceso de ilegalización, aunque la magistrada no se pronunció sobre este extremo.

La conferencia de prensa se celebró el 7 de agosto pasado. A propósito del hecho de que Batasuna no condenara el atentado de ETA contra la casa cuartel de la Guardia Civil de Santa Pola (Alicante), perpetrado tres días antes y en el que se registraron dos víctimas mortales, Suárez Robledano aseguró que ya había 'indicios, méritos y datos suficientes para que se inicie el proceso de ilegalización'. El portavoz de la APM añadió que 'si se guarda silencio, se entiende que se está aceptando como bueno el hecho terrorista'.

Imparcialidad

Para Batasuna, con su participación en el acto citado la magistrada 'ha comprometido' su imparcialidad, al actuar junto al presidente de la APM en una comparecencia pública donde se emitió una opinión 'claramente favorable a iniciar el proceso de ilegalización'.

La magistrada Calvo, añade el escrito de la formación política, 'ha exteriorizado anticipadamente una toma de partido a favor del proceso de ilegalización de Batasuna y de la estimación de la demanda'.

Según fuentes jurídicas, a la reunión asistirán todos los miembros de la Sala Especial del Artículo 61, menos la afectada. La citada sala la componen el presidente del Supremo, los presidentes de sala y los magistrados de mayor y de menor antigüedad de cada una de ellas. A la juez Calvo le sustituirá el magistrado Jesús Gullón Rodríguez.

Las mismas fuentes jurídicas han asegurado que el argumento invocado por Batasuna para que la magistrada se abstenga, o en su caso se admita su recusación, tiene difícil encaje legal entre los motivos señalados en la Ley Orgánica del Poder Judicial, como tener parentesco con las partes, haber sido defensor o tener pleito pendiente con alguna de ellas o haber actuado como instructor en la causa penal o en anterior instancia.

Durante el trámite de recusación, el instructor del incidente deberá trasladar al tribunal competente su propuesta, una vez oídos el propio juez recusado el ministerio fiscal.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 14 de octubre de 2002