Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Kiti Manver y Blanca Portillo estrenan 'Matrimonio de Boston'

La obra recrea la vida de dos lesbianas del siglo XIX

Matrimonio de Boston no sólo es el título que David Mamet (Chicago, 1947) ha dado a su última obra de teatro; también es un eufemismo o la forma victoriana de referirse a dos mujeres que viven juntas como amantes. El teatro Lara estrena mañana este montaje, dirigido por José Pascual y con tres de las mejores actrices del teatro español: Kiti Manver, Blanca Portillo y Nuria Mencía.

Por el título de la obra podría parecer que el autor, certero y realista diseccionador de la sociedad occidental contemporánea, se ha adentrado una vez más en el desconcierto masculino. Pues no. Mamet, guionista de películas míticas como Los intocables, Hannibal o El cartero siempre llama dos veces; autor de obras de teatro ya clásicas como American Buffalo u Oleanna; cineasta y poseedor, entre otros muchos premios, del Pulitzer de Teatro, se descuelga esta vez con algo muy distinto: una comedia disparatada, para reflexionar sobre el mundo de la pareja, situada en el Boston de finales del siglo XIX.

Según el director José Pascual, Mamet ha querido en esta obra aprisionar cerebros de mujer moderna en cuerpos de personajes femeninos tomados de la literatura del siglo XIX: 'Unos personajes que muestran así el origen de la rabia y la rebeldía que convirtieron el siglo XX en el de la liberación de la mujer', recuerda.

La historia convierte a las actrices Kiti Manver y Blanca Portillo en pareja de hecho y de lecho, y a Nuria Mencía en una joven criada. 'Lo más importante es ver cómo unas mujeres de hace más de un siglo pensaban como ahora, y verlas dentro de un corsé, entendido en los dos sentidos de la palabra', dice Manver, quien ve a los personajes como mujeres eruditas e independientes que utilizan argumentos socio-político-económicos muy graciosos y a las que tilda de 'brujas seudointelectuales'.

Negociación

Blanca Portillo subraya la forma que tiene Mamet de analizar a la pareja: 'Lo de menos es que sean dos mujeres, estamos ante un análisis muy crítico y mordaz sobre cómo la pareja se convierte en una negociación permanente donde uno siempre quiere tener el mando y otro no quiere ser sometido', afirma la actriz, quien piensa que en el fondo Mamet es algo misógino. 'Casi todos los misóginos son profundos admiradores de la mujer, ante la cual se siente en peligro; de ahí que Mamet elija a dos mujeres: seguramente, para él eso ya es el colmo de la perversidad', bromea.

Las tres actrices destacan el trabajo realizado por José Pascual, quien, dicen, les ha hecho bucear en sus personajes y en el trasfondo de la obra. No siempre toca texto bueno, director bueno y compañeras de reparto buenas, subrayan. Vamos, que están encantadas.

El montaje ha tenido muy buena acogida por parte de público y crítica en la gira que ha realizado por numerosas ciudades españolas.

Matrimonio de Boston. Teatro Lara (corredera baja de San Pablo, 15). Metro Callao. Consultar cartelera.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 3 de octubre de 2002