Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Parlamento navarro ejecuta los autos de Garzón y disuelve a Batasuna

El Parlamento navarro oficializó ayer la desaparición de Batasuna como grupo político de esta institución, acordado el lunes por la Mesa de la Cámara. Los órganos rectores del Parlamento, reunidos con carácter extraordinario, acordaron la ejecución de los autos de Garzón, lo que supondrá para la suspendida Batasuna la pérdida de los 23.000 euros mensuales de subvención, el cierre del despacho de que disponía, la prohibición de usar su nombre o signos identificativos y el paso al Grupo Mixto de sus siete parlamentarios, que únicamente cobrarán dietas de asistencia y kilometraje.

Apoyaron las medidas los diputados de UPN, PSN y CDN. EA-PNV y la propia Batasuna se opusieron y el portavoz de IU no participó en las votaciones en protesta por el procedimiento. A partir de ahora, las iniciativas de Batasuna se tramitarán como iniciativas particulares de sus parlamentarios. Éstos y la parlamentaria de Batzarre Milagros Rubio, hasta ahora única integrante del Grupo Mixto, alcanzaron ayer un acuerdo sobre su presencia en las comisiones de trabajo. Ambos grupos se verán obligados a compartir un único despacho, a pesar de que Rubio abandonó EH cuando ETA volvió a asesinar. Uno de los miembros de Batasuna podrá ser liberado como cuando tenía grupo propio y cobrar así 42.700 euros anuales.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 20 de septiembre de 2002