EMPRESAS

El Banco Santander y Time Warner se retiran de AOL Avant

Fracasan en España las terminales de acceso a Internet

El servicio AOL Avant, nacido en octubre de 2000 para vender en España pc tontos con conexión a Internet, va a la deriva.

Los dos principales accionistas, con el 40% cada uno, se van. El banco Santander y AOL Time Warner intentarán vender su participación a los otros accionistas, Planeta y, principalmente, Sol Meliá, que quería montar un portal de servicios para sus clientes. La sociedad, bajo el nombre de Prodigios, tiene su sede en Palma de Mallorca

AOL Avant se fijó el objetivo de colocar para finales del pasado año 500.000 terminales. Las fuentes oficiales reconocían que a mitad de este año sólo se habían colocado 150.000 aparatos; otras fuentes señalaban que la cifra de alquiler efectivo era menor.

La estrategia de AOL Time Warner para penetrar en España, era singular. Así como en otros países europeos siguió el modelo de éxito en Estados Unidos, o sea, la visita al portal de AOL, el gigante norteamericano pensó que, en España, a causa de su bajo acceso a Internet, lo mejor era facilitarlo a través del alquiler de un aparato que básicamente hiciera eso, el llamado pecé tonto.

AOL se alió con el, entonces, BSCH. La compañía anunció en octubre del año 2000 unos recursos para la empresa de 500 millones de euros, pero finalmente fueron 300, de los que 210 los puso el banco. La tarifa de alquiler también se rebajó en cuatro euros mensuales nada más inciarse la campaña. La reducción de plantilla en un 30% y la dimisión hace dos meses, de su presidente Juan Perea, anunciaban la muerte del proyecto AOL Avant.

Ahora, AOL Time Warner intentará adoptar en España la misma estrategia que en el resto del mundo, es decir, la visita al portal de AOL y, con ello, la venta de servicios. Una estrategia que adoptó, y con éxito, el portal de Microsoft MSN.com.

* Este artículo apareció en la edición impresa del miércoles, 17 de julio de 2002.