Medio Ambiente cree que un pesticida causó la muerte de peces en L'Albufera

La Consejería de Medio Ambiente adelantó ayer que el episodio de mortandad de peces que ha acabado con un millar de alevines de llisses en el puerto de Catarroja, en el parque natural de L'Albufera, ha sido causado por un agente tóxico. Y aunque mantiene la cautela hasta que no estén los resultados de los análisis que se están practicando tanto a los peces como a las muestras de agua, el director del parque natural, José Segarra, afirmó que 'toma forma la hipótesis de que haya sido un pesticida el origen de la muerte de los alevines de llissa encontrados'. Una causa desmentida por el alcalde de Catarroja, Francisco Antonio Chirivella, que explicó que el agente tóxico 'no puede proceder de ninguno de los pesticidas usados para el cultivo del arroz', ya que en esta época se está sembrando este cereal y 'ahora no se tira ningún producto químico'.

Más información
La UE retirará del mercado 320 pesticidas el próximo año

'Estamos en la hipótesis del pesticida', explicó ayer el secretario general de la consejería, Jorge Lamparero, aunque matizó que 'hasta que no se hagan las analíticas del agua y de los peces dar por segura una causa sería aventurar'. Según Lamparero, la acequia donde se hallaron las llisses muertas 'viene de lejos' y 'cualquier desaprensivo puede hacer lo que quiera' casi impunemente. Y añadió que dada la publicidad que se dan a todos los vertidos 'nunca podrá aducir que desconocía la repercusión de sus actos'. No obstante, resaltó que en los últimos años se han cerrado una treintena de empresas contaminantes sólo en el término de Catarroja, lo que supone una 'notable' mejora de la calidad de las aguas del lago.

Además de los alevines muertos, se han encontrado también cangrejos rojos americanos, cuya presencia en los campos de arroz intentan combatir los agricultores. El director del parque natural de L'Albufera destacó que el hecho de que la acequia del puerto de Catarroja esté cerrada desde el pasado 9 de mayo indica que el agua 'sólo pudo venir de los arrozales'. Hizo hincapié además en que el viento de levante que sopló el domingo hizo que el agua fuera en sentido contrario a la corriente y por ello los peces aparecieron en el puerto de Catarroja. Las muestras de agua así como algunos alevines muertos han sido trasladados a la Facultad de Biológicas de Valencia para que sean analizados en sus laboratorios. Tras el hallazgo se ha abierto un expediente en el que trabajan técnicos de Medio Ambiente y agentes del Seprona de la Guardia Civil.

La mortandad de peces ha provocado una petición de comparencia en las Cortes del consejero de Medio Ambiente, Fernando Modrego, cursada por el diputado del Grupo Mixto, Joan Francesc Peris, ahora líder de Esquerra Verda, y las críticas de Els Verds, que por medio de su portavoz, David Hammerstein, han cuestionado la protección del parque natural de L'Albufera.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS