Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La UE da marcha atrás en su plan de paz

Las buenas perspectivas abiertas el pasado día 9 en Cáceres sufrieron ayer un duro revés en Bruselas. Los ministros de Asuntos Exteriores de la UE no fueron capaces de aprobar un documento con una propuesta europea para un plan de paz en Oriente Próximo, debido a que los titulares de Alemania, Holanda y Reino Unido ('por ese orden', como dijo una fuente oficial del Consejo de la Unión) se empeñaron en hacer hincapié de manera primordial en los aspectos de seguridad y mucho menos en los políticos, en línea con las posiciones de Washington.

En Cáceres, el ministro español de Exteriores, Josep Piqué, anunció que en la reunión de ayer se aprobaría el citado plan, que incluía la apuesta por un Estado palestino para luego negociar con el Estado de Israel la seguridad territorial y la viabilidad política y económica. Ante las numerosas preguntas de los periodistas al respecto, Piqué comentó que la de Cáceres fue 'una reunión informal, sin conclusiones', pero después 'otros han creído que dejábamos de lado el aspecto de la seguridad'. Esos 'otros' son los tres países mencionados.

Pese a todo, el ministro español negó que la UE tenga un papel de 'mero observador' en la crisis.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 19 de febrero de 2002