Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Barcelona no prevé instalar más videoámaras en el Barri Gòtic

El Ayuntamiento de Barcelona anunció ayer que, por el momento, no tiene la intención de instalar nuevas videocámaras en la zona del Barri Gòtic. El portavoz del área de Vía Pública respondía así a la petición de los vecinos del barrio de instalar videocámaras en 26 calles más del distrito. Este sistema de observación contribuye, supuestamente, al control de la pequeña delincuencia y hace que disminuya, en opinión de los vecinos.

'No existe la voluntad de extender las cámaras por toda la ciudad', afirmó el portavoz municipal. En todo caso, según fuentes del departamento de Vía Pública, cabe la posibilidad de que se pueda 'instalar cámaras en puntos muy concretos' de la ciudad. No obstante, añadió el portavoz, estos puntos no tienen por qué estar necesariamente 'en el Barri Gòtic, ni siquiera en el distrito de Ciutat Vella'.

El consistorio recordó que, antes de colocar alguna videocámara más en otro punto de la ciudad, convendría 'evaluar cómo están funcionando las que hay instaladas en estos momentos en la calle de Escudellers'. Estas dos primeras videocámaras entraron en funcionamiento a finales de agosto de 2001 'como una prueba piloto', según explicaron en su día fuentes municipales.

Hasta dentro de dos meses no se analizará su funcionamiento y los resultados producidos por su instalación y observación. De todas formas, el portavoz del área de Vía Pública calificó como 'excesiva' la reclamación vecinal de colocar videocámaras en 26 calles del distrito.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 15 de enero de 2002