Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El PNV acusa a Aznar de intentar destruirle con 'la mentira y la injuria'

Zapatero pide que haya sintonía entre los Gobiernos central y vasco

La dirección del PNV reaccionó ayer con contundencia a la acusación, reiterada por José María Aznar en México ante la Internacional Demócrata de Centro, de que su partido legitima el terrorismo al compartir los fines de ETA. La ejecutiva nacionalista acusa a Aznar de intentar 'destruir al PNV utilizando la mentira, la calumnia y la injuria'. El líder del PSOE, José Luis Rodríguez Zapatero, defendió ayer que es 'imprescindible que funcione el eje Madrid-Vitoria'.

No es la primera vez, ni mucho menos, que el presidente del Gobierno afirma que el PNV contribuye a una 'cierta legitimación' de la banda terrorista ETA al compartir sus fines, aunque no sus procedimientos violentos. Sin embargo, el hecho de que Aznar lo haya afirmado esta vez ante el pleno de la Internacional Demócrata Cristiana -rebautizada ahora como Internacional Demócrata de Centro-, de la que el PNV fue un miembro veterano hasta su expulsión el pasado año, parece haber incrementado su indignación y activado sus mecanismos de defensa.

La acusación de connivencia con ETA, cada vez más reiterada desde el PP, es interpretada por el PNV y Eusko Alkartasuna como una clara 'criminalización' de toda opción política nacionalista, y ambos partidos tratan de neutralizarla. Tanto los dirigentes del Partido Nacionalista Vasco como los de EA respondieron con contundencia a esta nueva intervención de Aznar, realizada precisamente en México, un país con tradición de acogida a vascos y nacionalistas.

En un duro comunicado emitido ayer, la Ejecutiva del PNV calificó la acusación de 'injusta y antidemocrática', y reprochó a Aznar que no respete el proyecto político que la sociedad vasca ha legitimado de forma mayoritaria. La dirección del PNV añadió que, cuando ETA se mantuvo 'bajo el franquismo', un régimen 'apoyado con entusiasmo por Aznar y su familia', el PNV nunca ha compartido el análisis de que 'el fin justifica los medios', que ahora utiliza el presidente del Gobierno en su 'deseo de tratar de destruir al PNV con la mentira, la calumnia y la injuria'.

Gorka Knörr, secretario general de Eusko Alkartasuna, condenó el intento de Aznar de 'volver a mezclar churras con merinas y de mezclar al nacionalismo vasco con la violencia usando trampas de tahúr de tercera división'.

El nuevo choque que ha producido la declaración de Aznar con los nacionalistas que integran el Gobierno vasco fue lamentado ayer por el secretario general del PSOE, José Luis Rodríguez Zapatero. Éste defendió que es 'imprescindible' que funcione el eje Madrid-Vitoria, el alusión a los Gobiernos central y vasco, y opinó que 'el clima y el puente entre los dos gobiernos debe funcionar si queremos ver cuanto antes el fin de la violencia, que es lo que todos deseamos'.

En México, el secretario general del PP, Javier Arenas, declaró: 'El PNV, más que reaccionar como reacciona siempre, agrediendo e insultando, lo que tiene es que recapacitar sobre el gravísimo error histórico que ha cometido y que le ha llevado a que ningún partido centrista en el mundo entienda sus posiciones', informa Juan Jesús Aznárez.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 23 de noviembre de 2001