Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
'LA CASA DE BERNARDA ALBA' | FESTIVAL DE PERALADA

'La música es dura y seca como la tragedia de Lorca'

Dos horas cargadas de tensión, un opresivo espacio escénico y una música de angustiosa fuerza expresiva capaz de plasmar la esencia dramática de La casa de Bernarda Alba. En su última ópera, basada en la obra homónina de Federico García Lorca y que el pasado sábado se presentó en el Festival de Peralada, el compositor alemán Aribert Reimann (Berlín, 1936) transforma en sonidos, con 'una dureza sin piedad', el ambiente claustrofóbico de la obra lorquiana. 'La música de Bernarda es dura y seca, fuerte como los personajes, los conflictos y los sentimientos creados por Lorca', afirma Reimann.

La búsqueda de la íntima fusión de la palabra con la música es una constante en la carrera musical de Reimann, centrada en el universo del lied y la ópera. Durante años pianista acompañante de consumados liederistas como Dietrich Fischer-Dieskau o Brigitte Fassbaender, Reimann se consagró internacionalmente como compositor de ópera en 1978 con el estreno de Lear, creada especialmente para Fischer-Dieskau.

Con siete óperas en su haber y un amplio catálogo vocal, Reimann ha mostrado siempre su fascinación por la literatura. 'Espero que mi música haya sido capaz de plasmar en sonidos el ambiente de represión, terror y violencia que se respira en una obra que, en su denuncia del abuso de poder, de la falta de libertad, del control absoluto de las personas, sigue siendo plenamente vigente', comenta el compositor, que trabaja actualmente en una versión española de la ópera. 'El texto de Lorca es una maravilla y, aunque estoy satisfecho con la traducción al alemán, quiero hacer una versión en español. Estoy trabajando en ella, pero aún no sé cuándo estará lista'.

El montaje dirigido por el prestigioso Harry Kupfer, uno de los nombres de referencia en la escena operística europea, es una coproducción del teatro berlinés y la Ópera de Múnich, escenario que acogió en octubre del pasado año el estreno mundial de la partitura bajo la batuta de Zubin Mehta.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 23 de julio de 2001