Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
CARTAS AL DIRECTOR

Alcoholismo y tabaco

Señores: pido perdón a todos ustedes porque soy alcohólico. Pido perdón, sobre todo, a mi esposa y mis hijos, porque cuando regreso a casa, casi siempre ebrio, me enfado por todo y, en más de una ocasión, les doy unas palizas brutales. Pido perdón a mi empresa porque, a causa de mis numerosas borracheras, falto muy a menudo al trabajo y, cuando acudo, no desarrollo mi actividad con eficiencia y, a pesar de todo, me soportan y no me despiden.

Pido perdón a la señora ministra de Sanidad porque, a causa de mi alcoholismo, han de atenderme -gratuitamente, claro, a costa de la Seguridad Social- y soportar, además, mis exabruptos. Pero yo sé que todos me perdonarán y no verán tan mal mi proceder porque no fumo.-

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 15 de junio de 2001