Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
ASTRONOMÍA

Un experimento se acerca a las condiciones tras el Big Bang

Stony Brook (Nueva York)

Un equipo científico del Laboratorio Nacional Brookhaven, de EE UU, cree que ha obtenido con un acelerador de partículas la mayor densidad de materia creada en un experimento. El equipo anunció el resultado del experimento, en el que han participado más de 1.000 físicos de varios países el lunes pasado en el congreso Quark Matter 2001.

El acelerador es el Relativistic Heavy Ion Collider, en el que chocaron núcleos de átomos de oro a velocidades próximas a la de la luz. Los físicos estudiaron los resultados de las colisiones y concluyeron que habían producido densidades superiores en 20 veces a las del interior de los núcleos de la materia ordinaria, acompañadas de altísimas temperaturas. Los científicos creen que la última vez que existieron condiciones similares fue millonésimas de segundo después del Big Bang, la gran explosión que se cree originó el universo.

Si se confirman estos resultados, se habrá superado lo anunciado el año pasado por el Laboratorio Europeo de Física de Partículas (CERN). Los científicos de Brookhaven creen que se ha producido materia con una densidad de 1,5 veces a 2 veces la densidad alcanzada en el CERN.

William A. Zajc, portavoz de uno de los cuatro grupos que trabajan en el acelerador de Brookhaven, dijo el lunes que el objetivo del experimento es de lo más básico: 'Esperamos formar la materia de la que emergió todo el universo'. Zajc añadió que los resultados obtenidos hasta ahora (el acelerador empezó a funcionar en junio pasado) son sólo la primera etapa de un experimento mayor. El objetivo último es producir un estado de la materia nunca observado antes en la Tierra, que se llama plasma de gluones y quarks o, más coloquialmente, sopa de quarks. Los quarks son las partículas elementales que se combinan para formar los protones y los neutrones en el núcleo atómico, y los gluones, las partículas que los mantienen tan fuertemente unidos que no pueden desgajarse, excepto en condiciones similares a las creadas en el acelerador.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 17 de enero de 2001