Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Kwasniewski, favorito en las presidenciales polacas de hoy

Tras cinco años de mandato, el presidente polaco, el socialdemócrata Aleksander Kwasniewski,puede estar seguro de su reelección. La única incógnita es si logrará la victoria en la primera ronda, que se celebra hoy, o -tras haber sufrido duros reveses en el tramo final de la campaña- tendrá que ir a una segunda vuelta, prevista en principio para el próximo día 22.El triunfo en la primera ronda, que durante casi toda la campaña parecía estar asegurado, está a punto de escapársele de las manos a Kwasniewski a causa de un sólo anuncio publicitario de su contrincante nacional-católico, el líder del sindicato Solidaridad, Marian Krzaklewski. En el anuncio se recogen imágenes de 1997 en las que un ministro caricaturizaba al Papa, al parecer instigado por el propio Kwasniewski.

El líder socialdemócrata pidió perdón por el "chiste", al tiempo que acusó a la oposición de haber manipulado las imágenes. El anuncio, estrenado hace dos semanas, no tardó mucho en provocar una espectacular caída de Kwasniewski en los sondeos de opinión. Al cabo de 10 días de un huracán de críticas por parte de los sectores de la derecha y de la propia Iglesia católica, la popularidad de actual presidente bajó del 67% al 57%.

En las imágenes rodadas hace tres años, minutos antes de un acto oficial en Kalisz (una pequeña ciudad del centro de Polonia), se ve al ministro Siwiec, un próximo colaborador de Kwasniewski, en la escalerilla de un helicóptero haciendo primero la señal de la cruz y besando luego la tierra, al mismo modo que lo hace el Papa en sus viajes oficiales. Se oye al mismo tiempo al propio Kwasniewski preguntar a Siwiec si éste ha besado ya la tierra de Kalisz.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 8 de octubre de 2000