Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Zaplana dice que su ley de parejas coincide con la postura del PP

El anteproyecto de ley de parejas de hecho que el Gobierno valenciano ha pactado con representantes de gays y lesbianas es "absolutamente coincidente" con la postura del PP, aseguró ayer en Santander el presidente de la Generalitat, Eduardo Zaplana. El dirigente popular admitió que su Gobierno está regulando el régimen jurídico de las parejas homosexuales, aunque precisó que "aún no se ha aprobado nada".En un auténtico ejercicio de equilibrismo político, Zaplana quiso evitar a toda costa la imagen de un Gobierno valenciano que va por libre en la regulación de los derechos de gays y lesbianas y, lo que sería más grave para su partido, que fuera más lejos de lo que está dispuesto a llegar el Gobierno central. Sin embargo, el presidente de la Generalitat Valenciana mantuvo, con matices, su apuesta por la ley. "Estamos en un momento de negociación y valoración" señaló Zaplana poco antes de aludir al estado "embrionario" del texto desde la sede de la Universidad Internacional Menéndez y Pelayo, donde participó en un curso sobre ciencia y tecnología.

El borrador de la ley describe a la pareja de hecho como aquella en la que existe una relación afectiva análoga a la conyugal y abre las puertas para que las uniones homosexuales gocen de los mismos derechos que los matrimonios en la Administración pública valenciana. De aplicarse estos principios en el ámbito de competencias del Estado, supondría la plena equiparación de las parejas de hecho a los matrimonios.

Equiparación legal

En Castellón, el consejero valenciano de Bienestar Social, Rafael Blasco, matizó el estado "embrionario" al que se refirió Zaplana y apuntó que "en los próximos días" el texto será estudiado por el Consell de la Generalitat. El anteproyecto de equiparación legal ya ha recibido el beneplácito del Consejo Economico y Social -órgano consultivo valenciano- y está pendiente de pasar el dictamen del Consell Jurídic Consultiu -equivalente a un Consejo de Estado autonómico-, el paso previo que precede a su discusión en el Palau de la Generalitat.Blasco, que ha llevado el peso de las negociaciones, insistió en la necesidad de sacar adelante esta ley que equipara a matrimonios y parejas homosexuales hasta donde permite el Estatuto de Autonomía. "Es un texto que hace falta", señaló. El consejero añadió que "recoge una situación real que existe en la sociedad" y se refirió a la ley como "un proyecto importante que tiene gran relevancia desde el punto de vista social".

El texto cuenta con el apoyo de la principal asocición de gays y lesbianas valencianas, el Colectivo Lambda, de la cual partió la propuesta de abordar la ley. Rubén Sancho, coordinador de Lambda, mostró su esperanza de que la Generalitat agilice los trámites para que la ley llegue pronto al parlamento. Sancho calificó el texto de "positivo" y reafirmó su apoyo siempre que no se altere su contenido.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 22 de septiembre de 2000