Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El IVAM exhibe obra del pionero del diseño Enric Crous-Vidal

Fue uno de los primeros que reivindicaron en España la dimensión cultural de las letras y la escritura, a pesar de ser poco conocido. Enric Crous-Vidal (Lleida 1908-Noyon 1987) inició su trayectoria como diseñador publicitario, promovió la revista de vanguardia Art y, ya en su exilio en Francia, aprendió el oficio de tipógrafo y vio fundidos algunos caracteres y viñetas de su creación. Ahora el IVAM recupera la figura y la obra de Crous-Vidal mediante una exposición que reúne carteles, dibujos, letras y publicaciones del artista.

"Tiene una obra escasa, pero excepcional, en la que destaca también su aportación teórica. Era consciente de que la publicidad no es arte. Distinguía entre arte funcional y arte puro", señaló la comisaria, Patricia Molins. La exposición, que se clausurará el 17 de septiembre, es una coproducción del Instituto Valenciano de Arte Moderno (IVAM) y el Museo de Arte Jaume Morera de Lleida, cuyo director, Jesús Navarro Guitar, destacó la importancia de recuperar la figura del diseñador y militar, que formó parte del "grupo de jóvenes heterodoxos" que impulsaron las vanguardias históricas. En la revista Art, una de las escasas publicaciones de vanguardia en España, Crous-Vidal volcó sus planteamientos, que comprendían desde la creación poética hasta la divulgación estética y técnica, pasando por los ensayos tipográficos. De hecho, el diseñador, de personalidad "mesiánica", según expresión de la comisaria, fue autor de vehementes y apasionados manifiestos y escritos. Pero su mayor contribución, en los años treinta, fue la creencia, a la sazón pionera, de la importancia de la imagen propia, que desembocó en la fundación del Studi Llamp, con cuyos ingresos y su sueldo de cabo creó Art, en la que reagrupó a los representantes de la vanguardia ilerdense, entre ellos Josep Viola y Leandre Cristòfol. Exiliado en Fracia tras la guerra civil, puso sus conocimientos al servicio de la resistencia falsificando salvoconductos y otros documentos.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 7 de julio de 2000

Más información

  • La exposición, abierta hasta el 17 de septiembre