Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La oposición presenta 73 enmiendas al borrador de presupuestos de Sevilla

Los grupos municipales de la oposición en el Ayuntamiento de Sevilla, PP e IU, presentaron ayer 73 enmiendas, 29 y 44 respectivamente, al borrador del presupuesto de 2000 elaborado por el gobierno municipal (PSOE-PA). Las propuestas del PP pretenden "una redistribución del gasto más realista, solidaria y coherente". IU dirigió sus correcciones a conformar unas cuentas que "potencien el empleo, los barrios y la participación en una ciudad habitable".

En el pleno extraordinario que se celebra hoy los grupos municipales discutirán sobre los presupuestos y se votará su aprobación inicial, así como la admisión de las 73 enmiendas presentadas por la oposición.El grupo popular ha presentado 29 enmiendas que suponen 73 modificaciones del presupuesto. La portavoz del PP, Carmen Diz, insistió en criticar "la partida fantasma" de 1.500 millones en inversiones que recoge el presupuesto, "sin precisar su financiación ni concretar su destino", por lo que solicitan su supresión. También pidió que se detalle otro préstamo por valor de 5.800 millones de pesetas, destinadas a la inversión de empresa municipal de aguas, Emasesa.

Otro de los retoques propuesto es destinar 308 millones de los 329 dedicados al personal de confianza -"que crece un 60%", indicó Diz- contratado por el nuevo equipo de gobierno a crear 50 plazas de policía y 20 de bomberos. Los populares plantean que se amplíe la partida de actuaciones en barrios (889 millones) con 300 millones más, y que se especifiqué dónde se va a actuar. Diz aseguró que el alcalde, Alfredo Sánchez Monteseirín, cuenta con una partida de 17 millones, y va a pedir que se reduzca a dos millones, y que el resto se dedique a financiar una escuela de verano.

Por su parte, el grupo municipal de IU ha formulado 44 enmiendas que suponen más de 200 modificaciones presupuestarias. La portavoz de IU, Paula Garvín, criticó que el gobierno municipal sólo haya solicitado a la Junta 175 millones para el Instituto de Deportes cuando el Gobierno andaluz reparte 60.707 millones en transferencias de capital entre los municipios. Otra de las enmiendas plantea la disminución del gasto en inversión de capital y aumentar el periodo de amortización de 10 a 20 años, lo que supondría 2.000 millones más para gasto corriente.

También apunta a que se esclarezca el destino de las inversiones de los 1.500 millones "sin concretar", la reducción del personal de confianza, el aumento de dinero para centros cívicos y eliminar las contratas externas y el personal de colaboración y objeción de conciencia para crear empleo público.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 15 de junio de 2000

Más información

  • IU y PP piden gastos realistas y más empleo