Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

La oposición serbia pide que no paren las manifestaciones contra Milosevic

La oposición serbia ha hecho un llamamiento a la población para que continúen las manifestaciones en protesta por el cierre de medios de comunicación contrarios al presidente Slobodan Milosevic, y ha advertido que el acoso del Gobierno a los medios independientes va a continuar.Lo cierto es que las manifestaciones siguen produciéndose, aunque, si el miércoles 30.000 personas protestaron en Belgrado por el cierre del diario Blic y la intervención de las emisoras Studio B (televisión) y B2-92 (radio), ayer fueron 5.000 las que se concentraron frente al ayuntamiento de la capital. La presencia policial fue mayor ayer y los antidisturbios emplearon gases lacrimógenos. En otras localidades yugoslavas (Uzice, Sabac, Jagodina, Novi Sad y Smederovo) también se registraron protestas.

Las autoridades yugoslavas permitieron ayer que el personal del diario Blic volviera a las instalaciones, aunque, según la agencia Beta, los trabajadores fueron advertidos para que no acudieran a sus puestos. Mientras, periodistas de las dos emisoras tomadas por la policía -Studio B y B2-92- no pudieron acceder ayer a sus puestos de trabajo. "Muchas voces alternativas han sido acalladas con un movimiento que ha sido cuidadosamente preparado", señaló Ljubica Markovic, directora de la agencia Beta. B2-92 está utilizando su página en Internet (www.freeb92.org) para seguir difundiendo informaciones.

"No tenemos intención de dejar de publicar. No pararemos de pedir explicaciones al Gobierno y a la policía sobre por qué nos han impedido realizar nuestro trabajo", explicó Veselin Simonovic, director del Blic. Simonovic anunció que los responsables del periódico ya habían encontrado nuevas instalaciones para trabajar. Desde ayer, los habitantes de Belgrado sólo pueden escuchar, a través de las emisoras independientes, música. Los diarios independientes Danas y Glas Novosti aparecieron en los quioscos con normalidad.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 19 de mayo de 2000

Más información

  • Las emisoras utilizan Internet para seguir informando sin censura