Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
GENTE

JOSEP PIQUÉ, EN LA SENTENCIA

La alcaldesa prometió llevar al ministro de Industria en funciones "a carrera perdida" por todas las calles de Málaga y cumplió. Celia Villalobos hizo ayer de anfitriona de la Semana Santa y sometió a Josep Piqué a un apretado recorrido en tiempo y espacio. Con el caso Ercros de fondo, los nombres de las cofradías seleccionadas sonaban a metáfora: Las Penas, El Rescate y La Sentencia. Piqué dio el toque de campana que puso a los tronos en la calle. Era la primera vez que el ministro asistía a la Semana Santa malagueña y se confesó "impresionado" por la majestuosidad de las imágenes. Villalobos intentó imponer un guión y evitar que los periodistas le preguntaran sobre la resolución del Tribunal Supremo de aplazar su decisión sobre si imputa a Piqué en el caso. Ante la insistencia de los informadores y siempre sonriente, el ministro reiteró que "el Gobierno respeta las decisiones judiciales" y que, por tanto, no tenía "ningún comentario" que hacer. En menos de dos horas, Piqué -el único miembro del Gabinete que está previsto que visite la ciudad en estos días- asistió a la salida de las tres cofradías. Ayer también salieron en procesión La Humillación y La Nueva Esperanza, pero el portavoz del Ejecutivo se las perdió.-

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 19 de abril de 2000