Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El PP saca 2,4 millones de votos de ventaja a un PSOE en fuerte retroceso

"Los resultados no son los que se están dando", vaticinó el secretario de Organización del PSOE, Ciprià Ciscar, cuando se difundieron los sondeos a pie de urna. Acertó, pero en sentido contrario al que sugería. A medida que avanzó el escrutinio, se fue comprobando que la victoria del PP era mucho más amplia de lo esperado. El PP logró ayer 183 escaños, 27 más de los que tenía hasta ahora, y un 44,55% de los votos, ganando 5,75 puntos. El PSOE se queda en 125 diputados, perdiendo 16, con un 34,08% de los votos, 3,5 puntos de retroceso.Con 10.230.345 votos, el PP ganó más de medio millón respecto a 1996, mientras que el PSOE sufrió un verdadero descalabro, al perder casi 1.600.000. La diferencia entre ambos se acercó a los 2,4 millones de sufragios.

El PP fue el partido más votado en 42 de las 52 circunscripciones y 14 de las 17 autonomías: todas salvo Andalucía, Cataluña y el País Vasco. Pero incluso en la comunidad andaluza, tradicional feudo socialista, el PP logró un fuerte avance, al convertirse en la primera fuerza política en Almería, Málaga, Córdoba y Cádiz.

También ganó en Cáceres y Badajoz, acabando con la tradicional hegemonía del PSOE en Extremadura, y en Ciudad Real, la única provincia de Castilla-La Mancha donde no era el partido más votado. Buena parte del triunfo del PP se fraguó en Andalucía, Cataluña y Valencia, ya que en cada una de estas comunidades ganó cuatro nuevos diputados.

Los socialistas no sacaron provecho del pacto con Izquierda Unida y ni siquiera se beneficiaron de su derrumbe. IU perdió 13 escaños, por lo que se quedó con sólo ocho y el 5,4% de los votos, la mitad de los que tenía hace cuatro años. Sin embargo, el PSOE sólo sumó un diputado más en Madrid. El mayor batacazo se lo dió en Galicia, donde perdió tres escañs, uno de ellos a manos del Bloque Nacionalista Galego.

CiU también perdió un diputado, aunque es la primera fuerza en Lleida y Girona. El PNV logró dos diputados más, beneficiándose de la retirada de EH, y fue el más votado en Vizcaya y Guipúzcoa. Pero el PP consolidó su primer puesto en Álava y arrebató al PSOE el segundo puesto en Euskadi. Entran en el Congreso el Partido Andalucista y la Chunta Aragonesista, mientras que sale el Partido Aragonés.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 13 de marzo de 2000

Más información

  • Elecciones 2000Los populares ganan en todas las autonomías salvo en Euskadi, Andalucía y Cataluña