Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Tribuna:NEGRITAS

Vender

La sociedad moderna, de consumo, que todavía ni tan siquiera ha decidido si está en el siglo XX o en el XXI, se sustenta sobre la venta. Quien mejor sepa ofertar lo que tiene será el que mayor rendimiento saque. Un principio teórico que parece fácil de conseguir, pero que cuesta. En esos empeños se encuentra media provincia de Jaén, junto con medias provincias de casi todo el país, queriendo dar a conocer una riqueza turística que suponga buenos ingresos económicos.El escaparate es Fitur, la gran feria en la que cada año se ponen esperanzas para conseguir una buena cartera de clientes. El invento del turismo rural es una de las grandes bazas y los rincones que hasta ahora se habían muerto de aburrimiento por la falta de una mala cámara de fotos que sacase un recuerdo inmortal están ahora empezando a oler el carburante de los vehículos.

Francisco Reyes, diputado provincial de Turismo, es encargado de vender esa imagen en la feria madrileña y antes lo ha hecho en la provincia, esta misma semana. Para dar proyección a esa venta se han establecido unos premios a la promoción provincial que este año recibirán el escritor jienense Juan Eslava Galán, la cantaora Carmen Linares y al presidente del Consejo Oleícola Internacional, Fausto Luchetti.

Los ahora bendecidos olivos, antes denostados al considerarse culpables de la atonía de Jaén, serán el escaparate de Jaén en la feria. Quieren que ésta sea la imagen distinta que impresione a los grandes operadores de turismo. Una inmensidad de olivar con la sierra de Cazorla al fondo será el reclamo.

El punto negro de este viaje a Madrid lo pone la patronal de hostelería, siempre protagonistas y en esta ocasión envueltos en un enorme lio de representación. Lorenzo Sánchez, presidente de una asociación que se descompone, ha convocado elecciones en medio de la deserción de representantes hoteleros y la más reciente de bares y cafeterías.

Menos mal que estas guerras se libran fuera de los establecimientos. Los turistas ni notarán que los empresarios andan a la greña pura y dura intentando ver qué ha pasado con unos 60 millones de pesetas manejados por la organización. La pelea seguirá.

CARMEN DEL ARCO

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 21 de enero de 2000