Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Una quincena de profesionales asesora a grupos de teatro de Sevilla

Profesionales del teatro y la danza, como el dramaturgo Antonio Álamo, la directora de escena Pepa Gamboa o el bailaor Fernando Romero forman parte de un equipo empeñado en pulir y perfeccionar el trabajo de los grupos de teatro de aficionados de nueve pueblos de la provincia de Sevilla. La iniciativa, en la que participan 15 andaluces con una trayectoria sólida dentro de la profesión, no se limita al asesoramiento artístico, sino que incorpora un equipo de producción. Talleres provinciales de creación de las artes escénicas es el nombre de este programa que subvenciona la Diputación de Sevilla.En el proyecto, que se organiza por tercer año consecutivo y que cuenta con un presupuesto de 12 millones de pesetas, participan actualmente unas 130 personas, a las que se sumarán los asistentes al taller de danza contemporánea. "La gente que dedica al teatro sus ratos libres llega a un momento en el que, si carecen de ayuda, se estancan y pierden el interés. Estar en contacto con profesionales les sirve para corregir los fallos y atreverse con cosas nuevas", asegura Pepa Gamboa, coordinadora de los talleres. Gamboa es la directora de escena de Los espejos de Velázquez, la obra de Antonio Álamo que podrá verse en el teatro Lope de Vega de Sevilla del 18 al 21 de noviembre.

Leyes específicas

Álamo (Córdoba, 1964) es uno de los tres escritores que imparten el taller de literatura dramática en Alcalá de Guadaira. "Lo que hago es contar cosas que a mí me hubiese gustado saber cuando empecé a escribir. La mayoría de las personas que asisten vienen de la novela o la poesía, pero la escritura dramática tiene unas leyes específicas y es necesario conocerlas", comenta Álamo, que el próximo día 18 de noviembre estrenará su obra Los enfermos en el Teatro la Abadía de Madrid, un texto que recibió el premio Born en 1997. Este galardón, que se concede en Menorca, se suma a la larga lista de premios que ha recibido Álamo, entre los que destaca el Tirso de Molina. El artista plástico Pedro G. Romero y el escritor Fernando Mansilla completan el cuadro de profesores del taller de Literatura Dramática.

Mientras que en Lebrija se ofrece, por tercer año, el taller de danza flamenca, por el que han pasado figuras como Israel Galván e Isabel Bayón; la danza contemporánea la impartirán, en Mairena del Aljarafe y Utrera, Manuela Nogales, Paco León y Amalia Cabeza. Compañías modestas como Aeroplano (Puebla de Cazalla) tendrán la oportunidad de mejorar la obra en la que trabajan: Lux in tenebris, de Bertolt Brecht, con las ideas de escenógrafos como Ernesto de Ceano. Una vez que finalicen los talleres, obras como Fando y Lis, de Fernando Arrabal que ha escogido el grupo Almazara (Morón) o Los menesmos, de Plauto, Art Teatro (Alcalá de Guadaira), podrán representarse dentro del Circuito de las Artes Escénicas de la Diputación

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 2 de noviembre de 1999