Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Dos de los supuestos homicidas del guarda granadino se entregan a la policía

Dos de los tres autores del asesinato de un vigilante jurado en una gasolinera de Granada hace dos semanas se entregaron en la madrugada de ayer a la policía ante el cerco al que habían sido sometidos, según informó ayer el subdelegado del Gobierno, Julián Urbano. Los dos detenidos fueron puestos inmediatamente a disposición judicial, sin que hasta el momento hayan trascendido su identidad ni su edad. Otro tercer asaltante ya había sido detenido el pasado viernes.La entrega a la policía se produjo al percatarse los dos autores que ya estaban siendo sometidos a un estrecho cerco policial después de la detención del primer miembro del grupo. La investigación, no obstante, continúa, según indicó Urbano.

El pasado 30 de septiembre, en torno a las 21.30 horas, las tres personas ya detenidas se desplazaron hasta una gasolinera próxima a la estación de autobuses de Granada y, encapuchados y sin mediar palabra, se dirigieron hacia donde estaba Manuel Ortega Soria, de 25 años, y le descerrajaron dos disparos en la cabeza a bocajarro. Luego huyeron y quemaron el coche que habían robado para cometer el asesinato.

El pasado viernes, expertos de homicidios de la Policía y la Guardia Civil detuvieron en la localidad de Armilla a uno de los participantes en aquella muerte. Esa detención llevó a otras dos personas que, tras prestar declaración, fueron ayer puestas en libertad por el juez. La presión policial hizo que en la madrugada de ayer finalmente se entregaran los otros dos asaltantes.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 13 de octubre de 1999