El voto de los ofendidos por Pujol

José María Aznar respondió ayer a Jordi Pujol por calificar al PP catalán como un partido "de Segunda División" por presuntas "razones históricas". Una señora catalana afín, dijo, le comentó el sábado que se siente "ofendida" por Pujol porque no ve por ningún lado "esas manchas históricas". Así, Aznar aprovechó para pedir que voten al PP todos los que también se sientan ofendidos, "la mejor manera para demostrar que son de Primera" y para que el PP se convierta a partir del 17-O en "decisivo para Cataluña", como pregona su lema oficial.Ya embarcado en la campaña catalana, Aznar tachó a la plataforma por el cambio dirigida por el socialista Pasqual Maragall como "una coalición de progres y bastante frívola".

Más información

Aznar se atribuyó, para él y su ministro económico, Rodrigo Rato, el mérito de haber rebajado el paro en Cataluña en un 45% en tres años. Y recalcó que, mientras el pacto de CiU con su Gobierno trae trabajo -1.600.000 puestos en esta legislatura y otros tantos, prometió, en la próxima, es decir "el pleno empleo"-, la anterior alianza de esa coalición con los Ejecutivos socialistas supuso cuatro devaluaciones de la peseta por parte del Banco de España.

Además, Aznar indicó que el PP no esconde en Cataluña a sus candidatos como otros partidos, por el PSOE. "A lo mejor no tenemos grandes tenores, pero sí gente normal", precisó.

A su vez, Rato se armó de los malos augurios de las encuestas para Maragall para menospreciar "una operación de humo que no ha llegado ni a la última semana y que no se cree ni su partido" y destacar que a Cataluña, sin el PP en La Moncloa, "le iba regular tirando a mal".

* Este artículo apareció en la edición impresa del domingo, 10 de octubre de 1999.

Archivado En:

Te puede interesar

Suscripciones El PaísSuscríbete

Lo más visto en...

Top 50