Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
PATRIMONIO

La rehabilitación del centenario hospital Homeopático echa a andar en septiembre

Por primera vez en sus más de cien años de existencia, el hospital Homeopático de Madrid tiene a la vista un proyecto de reforma que evitará su creciente deterioro. La Comunidad de Madrid pondrá en marcha en septiembre el plan director para su rehabilitación durante cuatro años. Además del arreglo del edificio neomudéjar, el proyecto prevé la instalación en él de una residencia para mayores y la revitalización del Instituto Homeopático, allí ubicado. Ésta es la institución española pionera en la investigación y práctica de esta rama de la medicina.

El hospital Homeopático de Madrid, situado en la calle de Eloy Gonzalo, 3 (Chamberí), ostenta la declaración de bien de interés cultural desde hace dos años. Es un edificio de 1873 construido por Juan Segundo de Lema, un arquitecto que tiene otras obras de estilo neomudéjar en Madrid, como las Escuelas Aguirre, en la calle de Alcalá. Aunque de propiedad privada, pues pertenece a la Fundación Instituto Homeopático Hospital de San José, la Comunidad de Madrid, desde la Dirección General de Patrimonio, ha decidido tomar la iniciativa de su reforma con la elaboración de un plan director que prevé cuatro variantes para sacar de la ruina tanto al edificio como al Instituto Homeopático que alberga.El presupuesto para la reforma del hospital Homeopático puede suponer 881, 1.244 o 1.335 millones de pesetas, según la variante que se elija. La aprobación definitiva de este proyecto, que corresponde al consejo de Gobierno, está pendiente del nombramiento del director general de Patrimonio, puesto vacante desde las elecciones. Para la realización de las obras se firmarán convenios con varias instituciones como Cajamadrid o la Junta de Chamberí.

El aspecto decadente y de abanono que presenta este hospital se ha convertido ya en una estampa habitual para los vecinos y transeúntes de Chamberí. Lógico: desde su construción, hace más de cien años, este edificio no ha se ha sometido a reforma alguna. Tan sólo pequeñas obras de emergencia, que no han evitado el peligroso deterioro de este bello monumento. Por eso, varias de las habitaciones destinadas a la cura de los enfermos están apuntaladas y a punto de venirse abajo. La creciente amenaza de ruina del inmueble llevó a clausurar su actividad hospitalaria en 1979.

Lo que nunca se ha interrumpido es la labor de estudio e investigación que desarrollan en el inmueble los médicos homeópatas. Son los partidarios del sistema curativo que aplica a las enfermedades, en dosis mínimas, las mismas sustancias que, en mayor cantidad, producirían en una persona sana los mismos sítomas que se van a combatir en la enferma. Tampoco se han interrumpido las consultas médicas en el hospital, a las que todas las semanas acuden numerosos pacientes, a los que no se cobra por la visita. Esto, porque desde su fundación por la Sociedad Hahnemanniana, el hospital Homeopático de San José ha sido una institución dirigida a pacientes sin recursos económicos. De hecho, fue el primer sanatorio gratuito que se abrió en Madrid, auspiciado por personas de carácter progresista. Igualmente se ha mantenido la actividad de la residencia para mayores que alberga una de las depencias de este edificio y que supone su fuente de ingresos. Ahora, cinco religiosas de las Hijas de la Caridad se ocupan de los 23 ancianos que viven en ella.

Farmacia de hace 100 años

Las monjas se ocupan también de la limpieza y orden del hospital y de las joyas que conserva. Como una farmacia de hace 100 años, repleta de diminutos botes destinados a la práctica de la homeopatía. Cuenta también esta institución con una completísima y antigua biblioteca de libros de homeopatía.Entre los planes de la Comunidad está poner al servicio de los interesados todo este valioso material ciéntifico. También figura en el plan director la intención de revitalizar el Instituto Homeopático, quizá mediante su inclusión en el circuito universitario.

El plan prevé la construcción de una nueva y moderna residencia para el cuidado de ancianos, que sustituiría a la actual. Se levantaría dentro del propio solar del hospital, un gran espacio que cuenta con un amplio jardín y huerta. Sería, además, una fuente de ingresos para este instituto.

En estos momentos ya se han iniciado unas obras de emergencia en el hospital Homeopático que cuentan con un presupuesto de 16 millones de pesetas.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 23 de agosto de 1999

Más información

  • EL PROYECTO REGIONAL INCLUYE UNA RESIDENCIA PARA MAYORES