Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

TVE-1 recupera posiciones frente a la avalancha de estrenos de las privadas

Los productos típicamente veraniegos se han enfrentado esta temporada con una audiencia conservadora, que sigue apostando por programas conocidos como Grand Prix. Ninguno de los grandes espacios de entretenimiento estrenados en julio ha arrasado. El público ha respaldado a TVE, la cadena que menos experimentos ha hecho. La Primera ha recuperado posiciones y ha congregado al 24,4% de la audiencia. El segundo puesto de la clasificación es para Antena 3 (23%), y en tercera posición sigue Tele 5 (21,4%).

El inicio vacacional de Día a día, el magazine de María Teresa Campos, ha provocado en Tele 5 una pérdida de competitividad en la programación matinal. Las aventuras -coloreadas- de Rintintín y las series de producción propia (Mediterráneo, primero, y Hermanas, después) se han traducido en un descenso de la audiencia de la mañana. TVE ha rentabilizado mejor sus cambios de verano. Un rosario de series, que ocupan cinco horas, proporcionan un seguimiento que a menudo está por encima de la media de la cadena. Antena 3 llena la mañana con una edición gigantesca (en torno a las seis horas) de Club Megatrix, que alberga una docena de series.Concluido el Tour, la sobremesa tiene olor a pólvora. El ciclo de cine del Oeste que emite TVE-1 ha debilitado a la competencia. En Tele 5 mantienen el tipo los jóvenes de Al salir de clase mejor que los ricos protagonistas de Sensación de vivir, mientras que, en Antena 3, Inés Ballester sortea la hora de la siesta con desigual fortuna.

La renovación de la tarde ha beneficiado a TVE-1 y a Antena3. La estatal ha remontado posiciones desde que Jaime Bores (esta vez al mando del concurso ¿Quién con quién?) se ha asomado de nuevo a la pantalla. La privada ha mantenido el nivel con el concurso musical Esto me suena, que presenta Rody Aragón. Para arañar décimas en la audiencia, Antena 3 ha mantenido hasta finales de julio Alta tensión, con el eficaz Constantino Romero.

La peor parte se la ha llevado Tele 5. El magazine Qué punto, con Ana García Lozano al frente, no termina de arrancar. El viernes pasado se atascó en el 13,3% de la cuota de pantalla. Y tampoco la estrategia de reponer series antaño prósperas en términos de audiencia consigue incrementar la misma. Ese mismo día, Querido maestro hubo de conformarse con el 12,5% de la cuota de pantalla.

Salpicada de estrenos y trufada de reposiciones, la franja de noche no tiene un ganador nato. TVE ha pinchado con las disputas vecinales de Juan Luis Galiardo y Sancho Gracia en Puerta con puerta y con las parodias estivales de Los Morancos. Por contra, Ramón García mantiene el nivel de Grand Prix, que se asoma a la pantalla por quinto año. Ally McBeal se mantiene a duras penas en Tele 5, ya que no siempre alcanza la media de la cadena. Un Millán de cosas tampoco contribuye a hacer subir su audiencia los sábados. Productos típicos de la temporada, como Cala Mar, Fiebre del domingo noche, Vive el verano y Verano verano, rara vez superan la media de sus respectivas cadenas. En la madrugada de La Primera tiene un buen rendimiento la serie Urgencias.

Según el análisis de Corporación Multimedia, el éxito de TVE-1 se cimenta sobre los informativos, los espacios de actualidad y el cine.Tele 5 se fortalece gracias al cine y las series extranjeras, mientras que Antena 3 cuenta con una oferta más variada. Julio no ha sido un mes favorable a las cadenas autonómicas. Ninguna de ella ha superado el listón del 20%. La catalana TV-3 (19,9) es la más seguida en su ámbito de cobertura. La2 ha conseguido el 8,5%, gracias en parte al tirón de algunas etapas del Tour.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 3 de agosto de 1999

Más información

  • La audiencia respalda programas de entretenimiento ya consolidados