Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
CARTAS AL DIRECTOR

Veinte años

Durante veinte años, los vecinos de Alfredo Marquerie, 1-11 hemos venido aparcando en batería en un tramo de la calle, entre la biblioteca, nunca inaugurada, y nuestra urbanización. Es un tramo de suficiente amplitud como para permitirlo sin causar ninguna obstrucción, porque la calle es suficientemente amplia. Hace días aparecieron unos avisos, sellados por la Policía Municipal, advirtiendo de que no estaba autorizado estacionar en batería, por lo que debía hacerse en línea. Hoy, día 5, la Policía Municipal ha estado ocupada en denunciar a los vehículos allí estacionados. Resulta difícil de aceptar esta actitud. En lugar de instalar un cartel autorizando el estacionamiento en batería (que viene haciéndose, como he dicho, desde hace veinte años), se opta por multar. Imagino que el agente que descubrió la irregularidad será promocionado por su celo recaudador.

Éste es el Ayuntamiento que acaba de constituirse. Edificante, ¿no?-.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 11 de julio de 1999