Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El cantautor Eneko Labegerie graba en solitario tras la disolución de Guk

Tras la reciente recuperación del dúo Etxamendi eta Larralde, la activa discográfica donostiarra Elkarlanean vuelve a colocar en el mercado las composiciones de otro veterano cantautor vasco francés. En este caso se trata de Eneko Labegerie (Cambó, 1954), un artista para quien Nazio berria supone el séptimo disco. En contraposición al carácter dócil de buena parte de la última generación de cantautores, el cantante de Lapurdi protesta y se muestra revolucionario, a su manera, con constantes llamadas a la pacificación y unión de Euskadi, Navarra y País Vasco francés. La reivindicación del reconocimiento de Euskal Herria convierte en casi monotemático un álbum que busca la variedad ahondando en temas trillados como los problemas del proletariado. Nazio berria supone para Labegerie la continuación de una carrera que arrancó en 1970. Ese año, el hijo del también compositor Mixel Labegerie, empezó a fraguar una trayectoria artística cuyos episodios más destacados han sido protagonizados junto al grupo Guk, con el cual grabó cuatro elepés entre 1982 y 1998. Precisamente el año pasado, 30 después de su creación, el conjunto se disolvió y el cantautor empezó a pensar el disco que acaba de grabar bajo la supervisión técnica de Xabi Pery, ex Itoiz.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 1 de junio de 1999