_
_
_
_
_

CNN se deshace de su "estrella" Peter Arnett tras un reportaje falso

El periodista no ha logrado que la cadena le envíe a Yugoslavia

CNN quiere deshacerse de Peter Arnett, que fue una de las estrellas de su cobertura de la Guerra del Golfo, en 1991. El pasado año, Arnett fue protagonista del fiasco informativo de Operación Viento de Cola, un reportaje cuya falsedad tuvo que reconocer la cadena tras presentarlo como una gran exclusiva mundial. Arnett confirmó ayer que su relación con la CNN concluirá el próximo mes de julio.

Ted Turner, el visionario creador de CNN, declaró el pasado año que el resbalón de Viento de Cola fue el "mayor disgusto" de su vida, superior incluso al de la muerte de su padre. En junio de 1998, CNN difundió un largo reportaje según el cual las Fuerzas Armadas de Estados Unidos utilizaron gas sarín en 1970 para eliminar a sus desertores de la guerra de Vietnam. La información fue puesta en duda por múltiples fuentes y CNN, tras una investigación interna, concluyó que ese reportaje no tenía fundamento y pidió perdón a los espectadores de la cadena y a los lectores del semanario Time, que lo reprodujo íntegramente.

Peter Arnett fue el periodista que presentó el reportaje en antena y que firmó también como coautor en la publicación de Time. Pero, al descubrirse su falsedad, explicó que él no había participado en su elaboración y se había limitado a poner su rostro, voz y nombre. Ese comentario de Arnett provocó la ira de Christianne Amanpour y otros célebres periodistas de CNN, que afirmaron que ellos sí que se responsabilizan de la veracidad de las informaciones que airean.

Ganador de un Pulitzer por su cobertura de la guerra de Vietnam para Associated Press y célebre internacionalmente por su presencia en Bagdad como reportero de CNN durante la Guerra del Golfo, Arnett recibió sólo una reprimenda por el desastre del reportaje sin fundamento. Los dos principales productores del reportaje fueron, en cambio, despedidos.

Pero ahora, cuando CNN despliega todas sus fuerzas para cubrir la guerra de Yugoslavia, Arnett está ausente de las pantallas de televisión. El reportero informó ayer que ha pedido en reiteradas ocasiones a la cadena de información permanente que le envíe a los Balcanes para cubrir el conflicto. "Pero CNN parece que no quiere; me han dado un buscapersonas y me han dicho: "Espera nuestra llamada". Pero no llaman", dijo el periodista al respecto.

CNN no se pronunció ayer oficialmente sobre este conflicto profesional, adelantado por The Washington Post. Pero varios medios de comunicación confirmaron que la cadena se apresta a terminar su relación contractual con el reportero. Algunas fuentes anónimas de la cadena de televisión, citadas por The Washington Post, añadieron que, además de la polémica sobre el reportaje Operación Viento de Cola, existen diferencias salariales entre la empresa y el periodista. "Quiero terminar de un modo amistoso mi relación con CNN", afirmó Arnett. El periodista agregó: "No quiero pelearme con ellos; he trabajado aquí 18 años y quiero a esta organización".

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_