Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Detenidos cuatro menores acusados de robar perros que se destinaban a peleas clandestinas

Una banda juvenil se dedicaba, supuestamente, desde hace un año al robo de perros en un centro canino de Majadahonda y en pueblos limítrofes. El Servicio de Protección de la Naturaleza (Seprona) de la Guardia Civil cree que el destino de los canes robados eran las peleas clandestinas. Los implicados, de 16 y 17 años, fueron detenidos el pasado 7 de abril. Todos se han negado a declarar ante la Guardia Civil. Los agentes afirman que los menores elegían para sus robos a los perros más agresivos, a los que seleccionaban hostigándoles y pegándoles con hierros y palos.

La Guardia Civil imputa a la banda juvenil al menos 10 robos. La mayoría de los asaltos ocurrieron de madrugada en el centro canino situado en el paraje de La Dehesa de Majadahonda, y conocido como Cicam, y en chalés de los pueblos de la zona oeste: Las Rozas, Boadilla del Monte y Villanueva de la Cañada.El gerente del Cicam, Gregorio Sánchez, de 37 años, asegura que en menos de un año le han robado dos pitbulls, un rottweiler, un husky, un setter irlandés y dos pastores alemanes.

La Guardia Civil ha conseguido liberar a dos pastores alemanes, un pitbull, un boxer y un white setter. Varios perros presentaban heridas, pero parece que no han sido resultado de combates.

Los primeros robos comenzaron hace un año, según los investigadores. El último de los asaltos conocidos se cometió el pasado 29 de marzo. Los implicados entraron de madrugada en el centro canino de Majadahonda, rompieron el candado de unas de las jaulas y luego, según el relato policial, metieron en una mismo recinto a un pitbull y un rottweiler. Hostigaron y golpearon al rottweiler con una barra de hierro. Al no conseguir que se peleara con su compañero de celda se llevaron el pitbull, bautizado como Azor, de ocho meses de edad.

Los ladrones, según el relato de la Guardia Civil, saltaban la valla del centro canino y sacaban a los perros por debajo de la alambrada que rodea el centro. Gregorio Sánchez explicó ayer que los detenidos, antes de los robos, se pasaban por el centro para preguntar por los animales. "Creo que los chicos son los integrantes de la banda del bicho de Majadahonda", dijo Sánchez. Este grupo de supuestos delincuentes, conocido con el mote de uno de sus integrantes, fue acusado hace unos meses de atacar y golpear a varios alumnos de colegios de Majadahonda.

El pitbull presuntamente sustraído por los jóvenes fue localizado en el patio de una casa por un amigo de la familia de sus dueños, según García Cuenca, empleada del Cicam.

A otro de los animales liberados se lo encontró su propio dueño cuando iba por Boadilla del Monte. Se trataba de un boxer que paseaba con cadena uno de los presuntos ladrones. El propietario del animal avisó a la Guardia Civil.

Diligencias

Las diligencias del caso han sido entregadas al Juzgado de Instrucción número 4 de Majadahonda. Encarnación García, empleada del Cicam, mostró a Efe sus sospechas acerca del uso para peleas de los animales robados y explicó esta hipótesis: "Para adquirir estos perros basta con pagar unas dos mil pesetas". Por medio del robo, según la empleada del Cicam, se evita la colocación de un microchip al animal, así como los trámites que permiten localizar al perro y a la persona a quien se le entrega.La Guardia Civil de Madrid recibió el pasado año 129 denuncias de robo de perros. De ellos, la mayoría pertenecían a galgos desaparecidos (57 perros robados supuestamente el año pasado), el boxer (siete robos), el pitbull (seis robos) y el rottweiler (cinco robos).

Los canes procedentes de robos no sirven para los enfrentamientos finales, según la Guardia Civil. La mayoría son pitbulls, un animal tremendamente agresivo que una vez ha hincado los dientes en su presa no la suelta. En estos entrenamientos, según los especialistas, los débiles alaskas sirven de presa fácil, cuya sangre aumenta la agresividad del gladiador.

El rottweiler, en cambio, al ser un perro de mordida fija, se utiliza en una segunda fase de entrenamiento. "Para preparar el combate final", explicó ayer uno de los investigadores del Seprona.

El pastor alemán y el husky siberiano son las razas de perro elegidas habitualmente para adiestramiento en peleas organizadas, en las que el dueño del animal vencedor puede llegar a ganar hasta tres millones de pesetas, según señalan los expertos de la Guardia Civil.

Últimas agresiones

En los dos últimos días se han denunciado dos agresiones de perros a personas, según la Comandancia de la Guardia Civil de Tres Cantos. A las diez de la mañana del pasado jueves, un perro rottweiler atacó a un operario del Canal de Isabel II cuando éste procedía a comprobar una avería de agua en una parcela de la urbanización de Las Colinas de Manzanares el Real.El empleado, según la Guardia Civil, llamó varias veces a la puerta. Como no obtuvo respuesta entró en la parcela sin darse cuenta de la presencia del perro. El empleado fue trasladado al hospital de La Paz con una herida de 15 centímetros de profundidad en el brazo derecho.

Un hombre de 30 años fue mordido por otro rottweiler el mismo jueves, cuando caminaba por la avenida de Viñuelas de Tres Cantos. El perro iba con cadena y sin bozal. Se abalanzó sobre la víctima, que sufrió una herida incisa en el abdomen. Fue atendido posteriormente en el centro de salud de Colmenar Viejo.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 10 de abril de 1999

Más información

  • Los acusados asaltaban los centros caninos y elegían a los canes más agresivos