TEATRO

Una puerta protagoniza un montaje de "humor estúpido"

Una puerta es la protagonista absoluta de Pase sin entrar, el último montaje del teatro de la Esquirla, que se estrena hoy en la sala Pradillo. La puerta es como todas las puertas: se abre, se cierra, se cruza, se golpea, se traspasa, se barniza, se lija o se atranca. Y con un objeto tan cotidiano, esta compañía ha logrado realizar un espectáculo al que ellos mismos definen como "montaje de humor estúpido"."Con esta obra, el teatro de la Esquirla trata de acercarse a ese estado de estupidez y trata de mostrar la nuestra con todo el humor del que somos capaces", declara Vicente León, director del espectáculo. "La compañía sigue con un trabajo ya comenzado en trabajos anteriores: indagar en la estupidez del comportamiento humano, en las relaciones más primarias de su vida cotidiana", añade el director. Los cuatro actores que participan en el montaje son Jaime Arranz, Manuel Bernabé, Ángeles Espinosa y Carlos Martínez, también autores del texto junto con el director.

Pase sin entrar, en el teatro Pradillo (Pradillo, 12. Metro Concha Espina), hasta el 9 de mayo. De miércoles, a domingo, a las 20.30. Precio: 1.500 pesetas.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS