Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Gil propuso pagar los gastos de la Guardia Civil para poder ir a Roma

El alcalde de Marbella, Jesús Gil propuso costear los gastos de cuatro agentes de la Guardia Civil para que lo vigilaran en Roma, ciudad a la que el juez no le ha permitido viajar y donde el club que preside, el Atlético de Madrid, juega el próximo martes el partido de vuelta de los cuartos de final de la Copa de la Uefa. La fiscalía se ha opuesto a la concesión del permiso a Gil, que se encuentra en libertad bajo fianza de 100 millones de pesetas imputado de malversación y falsedad documental y contable por el uso de dinero del Ayuntamiento de Marbella en el club de fútbol. Gil volvió a arremeter ayer contra el fiscal jefe anticorrupción, Carlos Jiménez Villarejo, de quien dijo "sigue obsesionado con hacer desaparecer de la circulación a Gil, cuando comprueba cada día que pasa que no tiene base ni fundamento". En un comunicado de tres folios, Gil acusa a Jiménez Villarejo de ejercer "la inquisición". El dirigente atlético advierte al fiscal de que "las persecuciones obsesivas se volverán contra el que las hace" y que en el caso de la publicidad de las camisetas "no hay caso, no hay delito". Jiménez Villarejo ya pidió amparo al fiscal general del Estado ante las continuas descalificaciones que contra él ha vertido Gil.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 14 de marzo de 1999