Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Guardia Civil investiga la muerte de una joven embarazada

La Guardia Civil de Manresa está investigando la identidad del cadáver de una chica embarazada hallado hace poco más de dos meses enterrado en una parcela del término municipal de Sant Salvador de Guardiola (Bages). Tan pronto como se le autorice, la policía judicial reconstruirá por ordenador la cara del cadáver. Los restos de la mujer embarazada se encontraron el 7 de enero en una parcela de la urbanización del citado municipio, cuando los propietarios de la parcela decidieron plantar olivos en un terreno que les quedaba libre. En el momento de hacer los agujeros, los dueños empezaron a encontrar huesos pero en un principio pensaron que correspondían a un animal. Sin embargo, la posterior aparición de un cráneo evidenció que se trataba de restos humanos, según informó ayer el diario comarcal Regió 7. Junto al cadáver se encontraron, además, restos de un feto. Posteriormente se desenterró el cuerpo, que estaba desnudo y envuelto en un trapo que parecía una sábana. La tierra que se había usado para taparlo presuntamente había sido trasladada de otro lugar. Según los expertos, podría hacer más de ocho años que el cadáver estaba enterrado en ese lugar, y la investigación policial parece que se centra en los antiguos propietarios de la casa, un matrimonio alemán que tenían una hija ciega.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 14 de marzo de 1999