Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Fomento pretende gastar 5.000 millones para encauzar los ríos Genil y Cubillas Los ecologistas creen "aberrante" la variación de los cursos fluviales

Ecologistas en Acción de Granada se ha mostrado en contra del proyecto de canalización y corrección del cauce de los ríos Cubillas y Genil, previsto por el Ministerio de Fomento para prevenir posibles riadas que pudieran provocar daños materiales y desgracias personales en sus riberas. En un comunicado, los ecologistas califican la propuesta de "aberración económica, medioambiental y social", para la que se prevé una inversión cercana a los 5.000 millones de pesetas.

Javier Egea, responsable del proyecto Ríos Vivos de Ecologistas en Acción, considera que la modificación del cauce en dos tramos de los ríos Cubillas y Genil no es una solución fiable cuando fuertes lluvias provocan grandes crecidas de los caudales. "Baste como ejemplos los casos del Guadalhorce en Málaga y Biescas en Huesca", advierte en su nota. Además, Egea explica que el proyecto presentado por la Administración pública, "a pesar de su espectacular dotación económica", no resuelve la problemática laboral de la zona. "Son trabajos pensados para grandes máquinas y las compañías adjudicatarias tienen su propio personal especializado. Los pocos peones que se contraten serán a través de empresas de trabajo temporal y en precario", señala. El descontento del partido verde con la propuesta le ha llevado a plantear una alternativa que ellos creen más viable y económica. "Para evitar la posible pérdida de vidas humanas, proponemos reubicar las viviendas que estén en zonas realmente peligrosas. Esto costaría alrededor de 1.000 millones de pesetas", explica Egea. Zona de inundación Para frenar las avenidas, continúa el representante ecologista, es necesaria una zona de inundación donde las aguas se frenen y suelten su carga de lodo, piedras y troncos. "Proponemos la compra de una franja de 100 metros a cada lado del río, que a lo largo de 19 kilómetros supondría una superficie de 380 hectáreas con un precio de unos 1.500 millones". Con el resto del dinero, hasta alcanzar los 5.000 millones previstos para la obra pública, Ecologistas en Acción propone limpiar el río y reforestar las riberas de ambos caudales con árboles autóctonos. "Esta medida", asegura Egea, "supondría más de medio millón de jornales para los habitantes de los municipios ribereños y pasar a disponer del mejor bosque-galería de toda Europa". Los ecologistas realizan también en el comunicado "un llamamiento a la cordura política y a abrir un foro de debate".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 14 de marzo de 1999