Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Tres pescadores muertos tras naufragar su barca por un golpe de mar en A Coruña

Santiago de Compostela

Tres pescadores murieron ayer en aguas del municipio de Arteixo, muy cerca de la ciudad de A Coruña, al hundirse la lancha en la que faenaban, probablemente a consecuencia de un golpe de mar. Los marineros fueron avistados desde tierra tratando de ganar la costa a nado, pero la intervención de un helicóptero y de dos lanchas de salvamento no llegó a tiempo de rescatarlos con vida. Los fallecidos son Manuel Varela Fraga, de 28 años; Manuel Paulos Orgeira, de 56, y Isidro Subiela Aragón, de 64, los tres vecinos de Sorrizo, una pequeña parroquia del municipio de Arteixo, en el extrarradio de A Coruña. Los pescadores habían salido a faenar sobre las cinco de la tarde de ayer en una chalana, una embarcación de pequeñas dimensiones con la que apenas se alejaron de la costa. Fue un familiar de uno de ellos el que se percató desde tierra de que habían perdido la lancha y trataban de nadar desesperadamente hacia la orilla. Alertados los servicios de salvamento, acudieron de inmediato a la zona el helicóptero Helimer Galicia así como dos embarcaciones, una de ellas de la Guardia Civil del Mar y el servicio de submarinistas del Ayuntamiento de Arteixo. Pese a los esfuerzos, los tres hombres no pudieron ser rescatados con vida. Sus cadáveres, recuperados a última hora de ayer, se trasladaron al tanatorio del hospital Juan Canalejo de A Coruña. Los fallecidos no eran pescadores de profesión, pero, al igual que otros vecinos de Sorrizo, aprovechaban el pequeño muelle de la parroquia para salir de vez en cuando a faenar muy cerca de la costa. "Era gente que pescaba algo para ellos y muy poco más", declaró el alcalde de Arteixo, Manuel Pose, "aunque no vivían de eso estaban habituados a salir al mar". "Otra cosa", reconoció el alcalde, "es que tuviesen la preparación suficiente".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 16 de diciembre de 1998