Una banda usaba como tapadera una tienda de golosinas para vender cocaína

Una tienda de frutos secos y golosinas situada junto a varios colegios y un parque de Getafe era la tapadera que supuestamente utilizaban tres traficantes para vender cocaína. La policía sospechó al ver que, además de menores, al lugar acudían numerosos drogodependientes. Dos hermanos, Francisco Javier y Luis Pablo F. M., de 37 y 38 años, y un presunto colaborador suyo, Leovigildo L. L., de 26, han sido detenidos acusados de tráfico de estupefacientes, según informó la Jefatura Superior de Policía.

La tienda se encuentra en el barrio de San Isidro de Getafe. Los detenidos vivían en un piso anexo al local comercial. Hace unos días, la policía registró a dos clientes que acaban de entrar a comprar en el establecimiento de golosinas. Cada uno de ellos llevaba medio gramo de cocaína, en roca y sin cortar. Lo acababan de comprar en la tienda regentada por Francisco Javier F. M, según la versión policial.

Los agentes registraron el viernes la tienda. Encontraron 13 papelinas de cocaína escondidas en una bolsa junto a otras golosinas en un cajón del mostrador. En otros lugares del local hallaron 40 gramos de la misma droga. Según la Jefatura Superior de Policía, éste era un punto negro estratégicamente situado en la venta de droga en Getafe.

* Este artículo apareció en la edición impresa del sábado, 07 de noviembre de 1998.

Se adhiere a los criterios de