Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

8.000 personas acuden a la inauguración de la escultura "Laia, l"arquera", de Mataró

Seis escaladores retiraron ayer al mediodía el envoltorio de papel que cubría la espectacular escultura Laia, la arquera, colocada en la Porta Laietana, la nueva entrada sur a Mataró (Maresme) desde la carretera N-II y la autopista A-19. Con este acto, que congregó a 8.000 personas de acuerdo con datos de la Policía Local, se inauguró la escultura, que tiene una altura de 34 metros y pesa 38 toneladas. Laia, la arquera, obra de Josep Maria Rovira Brull, un barcelonés afincado en Mataró, representa una mujer de la tribu de los layetanos, los pobladores prehistóricos de la costa central catalana. La figura lleva un arco orientado hacia el castillo de Burriac, de la vecina localidad de Cabrera de Mar. Precisamente, seis jóvenes de entre 10 y 15 años del club de Tiro Deportivo Mataró, hicieron una exhibición de tiro con arco durante el mismo acto de presentación. La escultura ha costado 35 millones de pesetas, que han sido financiados con una subvención de la Diputación de Barcelona. La figura está colocada en el centro de la Porta Laietana, una rotonda con forma elíptica construida por el Ministerio de Fomento para sustituir al scalextric que regulaba el tráfico de entrada y salida de la ciudad en la zona sur. Este scalextric fue derruido mediante el sistema de voladura con explosivo goma 2 el pasado mes de noviembre de 1997. A causa de la altura de la figura y el arco que sostiene en el extremo superior, se ha colocado una luz orientativa para evitar colisiones con helicópteros, y un pararrayos.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 2 de noviembre de 1998