Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
ELECCIONES EN EL PAÍS VASCO

Almunia admite que el PSOE esperaba mejor resultado

Los dirigentes del PSOE acogieron los resultados de sus compañeros vascos con satisfacción relativa. Es verdad que han subido dos escaños y a ese dato se aferran con fuerza, pero en el cómputo general su partido ha quedado como cuarta fuerza política."El esfuerzo de Nicolás Redondo y nuestros compañeros ha cosechado el éxito y merece ser reconocido por esta dirección federal, aunque claro que nos hubiera gustado tener algún escaño más", reconoció el secretario general del PSOE, Joaquín Almunia, que compareció en Madrid ante los medios de comunicación al filo de la medianoche.

Además de este reconocimiento paladino de que esperaban un mejor resultado, Almunia puso el énfasis en los 43.000 votos más que su partido ha obtenido en relación al resultado de las anteriores elecciones autonómicas.

"Dentro de la pluralidad del voto, hay que destacar el ascenso de los partidos que hemos defendido el Estatuto vasco y la Constitución y eso hay que tenerlo en cuenta para el futuro del País Vasco", dijo Almunia.

Durante toda la tarde estuvieron reunidos en la sede federal del PSOE de Madrid el candidato socialista a la Presidencia del Gobierno, José Borrell; el secretario general, Joaquín Almunia; el secretario de Organización, Ciprià Ciscar, y el responsable de medios de comunicación, Alfredo Pérez Rubalcaba. Cuando culminó el escrutinio de los votos, estos dirigentes políticos sufrieron una decepción toda vez que albergaban la esperanza de que en vez de 14 escaños fueron 15 los obtenidos, como reflejaban en un primer momento sus propias encuestas.

A falta de un análisis más profundo que hoy harán las ejecutivas del PSE y del PSOE, Almunia destacó que ningún partido político puede hablar ya en solitario "en nombre de todos los vascos".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 26 de octubre de 1998