Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Cataluña aprueba la primera ley de España que regula las parejas de hecho

Entró en el Parlament como un proyecto de ley para regular todo tipo de uniones de convivencia, incluso las no basadas en una relación afectiva, pero a la largo del trámite parlamentario ha sufrido una radical transformación hasta convertirse en una legislación que regula, por primera vez en España, los derechos de las parejas de hecho, tanto heterosexuales como homosexuales. Es la denominada Ley de Uniones Estables de Pareja, que ayer aprobó la Cámara catalana.

La ley fue aprobada con los únicos votos en contra del PP, mientras que recibió el apoyo de CiU y de todas las fuerzas de izquierda (PSC, ERC, IC-Els Verds y PI). Ante las presiones de estos partidos y de los colectivos homosexuales, CiU accedió a modificar su planteamiento inicial y elaboró una ley para las parejas de hecho y otra para el resto de las uniones, que será debatida en el Parlament pasado el verano. Así, la postura definitiva de CiU en la Cámara catalana entra en clara contradicción con la que mantuvo en marzo en el Congreso de los Diputados al impedir con sus votos, unidos a los del PNV, que prosperara la posición de los grupos de izquierdas para que la ley de uniones civiles que proponía el PP regulara sólo las parejas basadas en una relación sentimental, independientemente de la orientación sexual. El PSC acusó ayer a CiU de mantener una doble moral porque, después de aceptar en Cataluña las enmiendas que han transformado su proyecto original en una ley de parejas de hecho, se ha negado a aceptar una proposición no de ley que insta a la Generalitat a realizar gestiones ante el Gobierno central para que "se modifiquen todas las disposiciones legales y reglamentarias cuya competencia normativa corresponde al Estado con el objetivo de adecuarlas a la nueva legislación de parejas catalana". El cambio de postura experimentado por CiU a lo largo de la tramitación de la ley fue duramente criticado ayer por la diputada popular Dolors Nadal. "CiU se ha doblegado a las presiones de la JNC y se ha precipitado para colgarse la medalla de ser la primera comunidad española en tener una ley de parejas de hecho", indicó Nadal. "Coherencia en Madrid" Tanto la consejera de Justicia de la Generalitat, Núria de Gispert, como el diputado nacionalista Jaume Camps aseguraron que el grupo parlamentario de CiU en Madrid "será coherente con la ley aprobada en Cataluña y mantendrá idéntica postura presentando enmiendas al texto promovido por el PP". De Gispert aseguró que CiU está dispuesta a llegar a acuerdos con el PP, pero reconoció que "no será fácil pactar un texto similar al aprobado en Cataluña". La nueva ley equipara en parte las parejas de hecho a las uniones matrimoniales. El texto regula los derechos y deberes de los miembros de la pareja mientras dura la unión y en caso de ruptura, sea cual sea su causa. Fuera de la regulación quedan aspectos en los que la Generalitat no tiene competencias y sobre los que sólo puede legislar el Gobierno central, entre ellos los relativos a pensiones de viudedad y beneficios fiscales. En cambio, la nueva legislación sí regula las compensaciones o pensiones compensatorias en caso de ruptura de las uniones de hecho. Los miembros de la pareja tendrán los mismos derechos laborales que los matrimonios que trabajan como funcionarios en la Generalitat. PASA A LA PÁGINA 6

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 1 de julio de 1998

Más información

  • El PSC acusa a CiU de mantener una postura distinta en el Congreso de los Diputados