Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Una encuesta del Gobierno vasco da al PP el segundo puesto el 25-0

El Partido Popular (PP) sería el segundo partido en Euskadi, tras el PNV, si las elecciones autonómicas se celebraran en este momento, según una encuesta de intención de voto realizada por el Gobierno vasco. El PP es la única formación que subiría dos escaños, en detrimento de Unidad Alavesa (UA), que los bajaría, mientras el resto de las fuerzas, nacionalistas, PSE e IU, mantendrían su actual correlación. Aunque todavía quedan ocho meses para el 25-O, el resultado del sondeo evidencia una estabilización del mapa electoral vasco y una fidelidad de voto en todos los partidos, salvo UA, que se sitúa en torno al 75%.

Según el reparto de los escaños que se derivaría de la consulta, el actual Gobierno vasco, formado por el PNV, el PSE y EA, podría revalidar su pacto y mantener la mayoría parlamentaria de 44 miembros sobre un total de 75 que tiene la Cámara de Vitoria. El PNV mantendría su actual primacía, con 22 (seis por Álava, diez por Vizcaya y otros seis por Guipúzcoa), mientras que el PP, con 13, desbancaría al PSE-EE, con 12, del segundo puesto gracias a los dos que ganaría en Alava a costa de UA, que se quedaría con tres. HB perdería votos en las tres provincias, pero mantendría su representación, al igual, que IU-EB, que, aunque en Alava y Vizcaya subiría un poco, se quedaría como estaba, con seis.

El sondeo, realizado con 1.500 personas entre el 30 de enero y el 7 de febrero, corresponde a los que periódicamente realiza el Gabinete de Prospecciones Sociológicas de la Presidencia vasca y da como resultado un mantenimiento generalizado de la representación de cada partido en el conjunto del Parlamento y en su distribución por provincias. La única excepción es la del PP, que progresa a costa de UA, muy mermada tras la escisión que sufrió a finales del pasado año.

Descenso de HB

En cuanto a porcentajes, el resultado de la encuesta es poco significativo, ya que no hay transferencias cualitativas de votos. El PNV subiría un 1,9% en Álava, un 0,5% en Guipúzcoa y experimentaría un descenso del 0,2% en Vizcaya. El PSE-EE mantendría sus cuatro escaños por provincia con un aumento de votos del 0,6% en Álava y unos descensos del 0,2% en Vizcaya y del 0,3% en Guipúzcoa. El único partido que aumentaría su apoyo en todo el País Vasco es precisamente el popular: subiría el 1,5% en Vizcaya y el 1,6% en Guipúzcoa.A HB le pasaría todo lo contrario. Perdería apoyos en todas las provincias aunque conseguiría mantener sus 11 escaños. Bajaría el 2,4% en Alava, el 1, 8% en Vizcaya y el 1,2% en Guipúzcoa, donde continuaría siendo la segunda fuerza.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 4 de marzo de 1998