CONVULSIÓN EN LOS MERCADOS FINANCIEROS

El dólar cae ante la improbabilidad de que suban los tipos en EE UU

El dólar registra una volatilidad similar a la que viven los mercados de valores del mundo. Ayer sufrió una brusca caída, de casi cuatro pesetas (2,7%), que más tarde se vio amortiguada con la recuperación de Wall Street. La presión contra la moneda estadounidense, que tradicionalmente es un valor refugio en tiempos de incertidumbre, no sólo responde a la fuerte salida de los inversores de la Bolsa de Nueva York, es decir, de activos denominados en dólares; es consecuencia, también, de la fuerte caída de las divisas de los países latinoamericanos, sus principales socios comerciales, y de la cada vez más improbable subida de los tipos de interés a corto plazo en Estados Unidos."El efecto más claro es la importante depreciación de las monedas latinoamericanas ancladas al dólar o muy vinculadas al mismo", opina Carlos Mazarío, de Analistas Financieros. Para Enric Hongisto, de AB Asesores, el principal factor que presiona a la baja el dólar es el cambio de expectativas sobre un aumento de los tipos de interés en la primera economía mundial.

Refugio en los bonos

"La Reserva Federal tiene menos presión ahora para subir los intereses, porque los precios de los productos de Asia van a bajar. Y lo peor, dados los problemas de Wall Street, sería una medida que redujera la liquidez del mercado'." señala Hongisto.El dólar cerró ayer en Europa a 146,05 pesetas o 1,7330 marcos, muy por debajo de las 148,73 o 1,7622 del día anterior. A media mañana, y cuando el temor generalizado era que Nueva York volviera a desplomarse, la moneda estadounidense llegó a cotizar a 145 pesetas.

De nuevo el capital se refugió en los bonos estadounidenses y en los de algunos países europeos. En esta ocasión la huida hacia la calidad excluyó los activos públicos españoles y de otras naciones mediterráneas. Los inversores se dirigieron a los países con más credibilidad en su lucha contra la inflación, es decir, Alemania y su entorno. Las rentabilidades de los bonos alemanes bajaron al mínimo de las últimas tres semanas (5,58% en el caso del 10 años y 4,09% en el de dos años).

Más fuerte que la subida del marco está siendo la del franco suizo y la libra esterlina, que desde el viernes pasado se han apreciado un 3,2% y un 2,9% frente al dólar.

* Este artículo apareció en la edición impresa del martes, 28 de octubre de 1997.

Archivado En:

Te puede interesar

EmagisterMÁSTER MÁS DEMANDADO

Lo más visto en...

Top 50