Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
CARTAS AL DIRECTOR

Humor, no desprecio

En su carta titulada Desprecio peligroso (EL PAÍS, 7 de marzo),Montserrat Arias critica a Antonio Albert por hablar de "merienda de estrógenos" al referirse a una serie de programas conducidos por mujeres, y se pregunta si hablaría de testosterona si los programas fueran conducidos por hombres. Pues bien, cuando Albert hacía la (magnífica, por acertada y divertida) crítica cinematográfica empleaba con frecuencia la expresión "sobredosis de testosterona" para referirse a películas protagonizadas por hombres duros, agresivos, mamporreros y salvapatrias. Por favor, Montserrat, no dejes que el desconocimiento y el prejuicio te hagan ver desprecios donde sólo hay sentido del humor.-

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 17 de marzo de 1997