Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Dos condenas y cuatro absoluciones en siete años

Con el veredicto condenatorio dictado ayer, que se suma al de la trama Fridex, concluye prácticamente la tramitación judicial del caso Juan Guerra. El camino hacia el banquillo de Juan Guerra comenzó el 26 de marzo de 1990 cuando el titular del Juzgado de Instrucción número 6 de Sevilla, Angel Márquez, admitió a trámite una denuncia de Izquierda Unida sobre las actividades del hermano de Alfonso Guerra, entonces vicepresidente del Gobierno socialista.En los diferentes juicios celebrados entre los años 1992 y 1996, el hermano del número dos del PSOE ha sido absuelto en el sumario de Fracosur, por delito fiscal en la compra de unas fincas; en el llamado caso Comasa, referente al proyecto para construir un hotel en vísperas de la Expo 92, y en el caso Litomed, sobre el desvío de enfermos de la Sanidad pública a una clínica privada. Asimismo, Juan Guerra fue absuelto de las acusaciones por el presunto uso indebido de un despacho en la delegación del Gobierno en Andalucía.

Desde que saltó el caso Guerra, su protagonista vive recluido en la localidad gaditana de Conil de la Frontera, donde asegura que está escribiendo un libro de memorias. Recientemente, la Audiencia de Sevilla levantó la prohibición que pesaba sobre él para viajar al extranjero.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 15 de enero de 1997