El dueño del Arny evita un juicio por estafa al renunciar a su abogado

No hubo juicio. Carlos Saldaña, propietario del club Arny, evitó ayer ser juzgado por estafa y falsedad en documento mercantil al renunciar a su abogado momentos antes del inicio de la vista oral. Saldaña considera, según explicó su defensor, Manuel Castaño, que la magistrada "podría estar mediatizada" por el caso Arny. "Le he dicho 80 veces que son procedimientos distintos", aseguró Castaño.

* Este artículo apareció en la edición impresa del lunes, 05 de febrero de 1996.

Lo más visto en...

Top 50