Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La televisión generalista no peligra ante el cable, afirman sus directivos

La red de Telefónica estará abierta a otros operadores

Las televisiones generalistas no desaparecerán con la llegada del cable, según pusieron ayer de manifiesto los representantes de varias de ellas durante las Jornadas de Telecomunicaciones por Cable, celebradas en Madrid. Juan Luis Cebrián, consejero delegado de Canal +, puso de relieve que la ley del cable no ha sido precipitada por el acuerdo entre Telefónica y esa empresa, a la que no afecta, sino por la actitud de los alcaldes del PP."En Antena 3 no vivimos con inquietud la llegada del cable", explicó Manuel Campo Vidal, vicepresidente de dicha cadena. "En Estados Unidos el 90% de los hogares está cableado; el 66% está conectado, pero la audiencia de las televisiones generalistas es del 70%". El problema, añadió Campo Vidal, es la competencia desleal de las televisiones públicas. "España no es un mercado transparente y limpio en el que opere la ley de la oferta y la demanda", dijo.

Según el citado directivo, la ley del cable discrimina a Antena 3 y a todas las empresas programadoras. "Cándido Velázquez [presidente de la Telefónica] no dice la verdad cuando manifiesta que Telefónica es una red abierta para todos los programadores", añadió.

El consejero-delegado de Canal +, Juan Luis Cebrián, desmintió a Manuel Campo y ratificó las declaraciones de Cándido Velázquez, en el sentido de que la red de la Compania Telefónica queda abierta "para los operadores que no tienen red, pero no para los programadores, ya que es el operador el que obtiene la licencia para la televisión por cable". Insistió Cebrián en que la red de Telefónica estará abierta a operadores terceros en condiciones de precio iguales a las de Cablevisión.

"El acuerdo Telefónica-Canal + responde a un interés mutuo de ambas compañías", aclaró Cebrián. "Este acuerdo se firmó porque somos los mejor preparados para el mercado español: Canal Plus llega a 10 millones de hogares y tiene 1,2 millones de descodificadores instalados en los mismos". Y añadió: "Nadie nos lo ha regalado: en su día decidimos invertir y arriesgar en ese mercado hasta 30.000 millones de pesetas".

Cabe recordar que antes que Canal Plus, la cadena Antena 3 intentó un acuerdo similar con Telefónica, además, de carácter exclusivo, según una carta firmada por Manuel Campo Vidal (véase EL PAÍS del 7 de septiembre pasado). Contenidos

En opinión de Cebrián, el tema del cable se ha mitificado: "La televisión sólo representará entre el 8% y el 10% de la facturación del cable. El negocio son la telefonía y los servicios de valor añadido", explicó.

La cuestión no es el sistema de distribución de la televisión, cable, satélite o microonda", finalizó Cébrián. "Lo importante es el control de los derechos de los contenidos -el cine y el deporte principalmente- y la ocupación del mercado".

"La televisión generalista" añadió Cebrián, "no desaparecerá con la llegada del cable. Hay un futuro para ella en España, aunque quizá no para tantas cadenas como las actuales". En este sentido, Ramón Villot, directivo de TVE, vaticinó que las generalistas reducirán su audiencia por el impacto de los canales temáticos.

Según Campo Vidal, a España le falta hacer la transición audiovisual, limitando las televisiones públicas y redactando una ley audiovisual que ordene "todo el marco confuso, porque en este país cada tipo de televisión tiene su propia ley".

Campo Vidal aseguró que Antena 3 será la primera de Europa en emitir cinco canales por compresión digital (telenoticias, cine español, variedades, otro con la programación habitual y un quinto sin concretar). En principio estos canales se podrán recibir sólo por la red del cable.

Juan Luis Cebrián llamó también la atención sobre el asalto de los grandes oligopolios al mercado de Surámerica, ante la pasividad de las empresas españolas.

Jordi Vilajoana, director general de la cadena catalana TV3 y presidente de la FORTA (Federación de Organismos de Radio Televisiones Autonómicas), hizo hincapié en que cada vez es más importante el contenido de la televisión y menos la forma de su distribución. "Las autonómicas tenemos oportunidades claras de sobrevivir en el mercado, porque tenemos estructuras más pequeñas, más flexibles y porque el público quiere información más cercana".

Vilajoana anunció también que el próximo año, cuatro televisiones autonómicas emitirán habitualmente por vía satélite.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 15 de diciembre de 1995