Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Entrevista:TENIS

"Si creyera que no puedo ganar de nuevo en París me retiraría"

Barcelona
Sergi Bruguera, de 24 años, presenta al final de esta temporada un balance bastante desalentador: ningún título, una final, cuatro semifinales, cuatro cuartos de final,: una bajada del 4º al 18º puesto en la clasificación de la ATP y apeado del Masters. Sin embargo, su valoración de la temporada es buena. El tenista barcelonés alega que fue un mal año porque sufrió lesiones y tuvo que viajar en exceso.

Bruguera ha empezado ya la preparación para la próxima campaña. La comenzará en el Open de Australia, hacia donde viajará el día 1 de enero. Durante los cuatro primeros meses del año no defenderá ningún punto en la clasificación mundial. Por tanto, si realiza un buen torneo en Melbourne puede regresar instalado ya entre los cinco mejores del mundo. 1995 no es un año que quiera recordar especialmente.Pregunta. ¿Su temporada estuvo marcada por la lesión de rodilla que sufrió en febrero?

Respuesta. Sí. Nunca había tenido una lesión tan importante. Me costó recuperarme, se me complicó con una tendinitis en la otra rodilla, pero después me olvidé de la lesión. No tuvo ninguna repercusión psicológica.

P. ¿Le creó mucha presión defender buena parte de sus puntos, desde abril a junio, sin estar en sus mejores condiciones?

R. No había sacado un punto en los cuatro primeros meses por la lesión, y al llegar a la terra batida necesitaba jugar bien. Pero estuve dos meses parado. Comencé a entrenarme una semana antes del Godó y no podía correr. No era la mejor forma de empezar la parte más importante de mi temporada. Fue complicado.

P. ¿Ha sido" una temporada de traspaso? ¿Quería que pasara lo más rápidamente posible?

R. A mitad de temporada, cuando fui a EE UU, me vine abajo, me dejé ir en espera de que fuera transcurriendo. Al final, en los últimos torneos me sentí mejor, más fuerte mentalmente.

P. En verano la ATP le obligó a recuperar las designaciones que no cumplió en los primeros meses del año. Tuvo que jugar casi 11 semanas seguidas y viajar tres veces de Europa a América y viceversa. ¿Piensa que estas normas deberían cambiarse? .

R. Mental y fisicamente me cansó todo eso. Me afectó. Creo que es ridículo que te marquen los torneos que debes jugar al principio de temporada. Cada jugador tiene sus preferencias o su planificación. Normalmente, tenemos 12, o 13 designaciones a las que sumamos los Grand Slam. Son 17 torneos que estás obligado a jugar. Y debes añadir los que tú mismo eliges.

P. ¿Cuál es su balance del año?

R. Después de todo lo que me ha ocurrido, no creo que sea una mala temporada. La he salvado bastante bien.

P. ¿Qué sensación le quedó en Roland Garros: la de haber llegado a semifinales, o la de haber perdido un partido teóricamente asequible contra Chang?

R. Creo que estuve bien mentalmente. Tuve un buen cuadro para llegar a las semifinales contra Chang. Me fui contento por haber alcanzado este objetivo, pero con el regusto de no haber llegado más lejos.

P. ¿Le sorprendió el, triunfo de Muster en París?

R. No. Creo que era el que estaba más fuerte. Tuvo un buen cuadro, no tuvo jugadores problemáticos en su camino. Albert Costa jugó un gran partido contra él y estuvo a un punto de ganarle. Muster estaba en una forma increíble.

P. ¿Tras dos títulos consecutivos de Roland Garros, el hecho de quedarse en blanco en el Grand Slam le crea presión o le incentiva?

R. Cuando llegas a Uno de estos torneos no piensas en lo que te ocurrió el año anterior, sólo valoras el momento de forma que has acreditado en los torneos anteriores, Además, no creo que cada año deba ganar un Grand Slam. Ojalá pudiera, pero es difícil. Ya estoy contento con mis dos títulos en París. Aunque seguiré intentándolo.

P. ¿Roland Garros es el objetivo clave de la próxima temporada?

R. No sólo de la próxima, sino de todas. Y no sólo Roland Garros, sino Wimbledon, el Open de Estados Unidos y el Open de Australia. Lo que ocurre es que Roland Garros es donde, tengo más posibilidades. Y después, en el Open de Australia.

P. Muchos jugadores,y usted mismo han comentado que España tiene un equipo para ganar la Copa Davis. Pero ahora está en Segunda División. ¿Qué ocurrió en México? ¿Qué hace falta para que las expectativas se concreten?

R. Desde el principio sabíamos que México allí era uno de los rivales más difíciles. Ellos jugaron a un nivel sorprendente. Tuvimos mala suerte en el doble y perdimos. Yo creo que para ganar sólo hace falta jugar en casa. Todos nuestros jugadores son de tierra y en las otras, superficies los demás suben y nosotros bajamos. En los últimos tres años ningún español ha ganado un torneo en pista rápida. Entonces no entiendo por qué seguimos siendo favoritos cuando jugamos en ellas. Si se hiciera una clasificación según el tipo de superficie tal vez descubriríamos que todo está más igualado.

P. ¿Le afectó que le implicaran en el cambio de capitán del equipo español de Copa Davis?

R. Sí. Me molestó muchísimo que me metieran en medio de la destitución de Avendaño, sin tener nada que ver. No estaba convencido de ir a México porque me sentía cansado y desmotivado y pensaba que no sería positivo para el, equipo. Pero fui, me sentí a gusto y gané mis puntos.

P. ¿Qué objetivos se marca para la próxima temporada?

R. Ninguno. Sólo jugar bien.

P. Inicia la temporada en el Open de Australia en enero. ¿Está su nivel de tenis como para ganar aquel torneo?

R. Eso no lo sé. Como no lo he ganado la gente puede pensar que no. Pero eso mismo debía ocurrir antes de que ganara en koland Garros. Eso no se sabe hasta que ocurre.

P. ¿Cree que puede imponerse de nuevo en Roland Garros?

R. Claro. Si no creyera que puedo ganar Roland Garros o cualquier otro torneo, abandonaría el tenis.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 4 de diciembre de 1995

Más información

  • Sergi BrugueraDoble campeón de Roland Garros
  • "A mitad de temporada me vine abajo y me dejé ir en espera de que fuera pasando"